Publicidad

LogoNoticias_PushNotification.jpg
#EstáEnTusManos

Activar notificaciones


Quiero recibir notificaciones con las noticias más importantes de Colombia y el mundo.
Activar
Ahora no

El drama de los varados en la terminal de transporte de Medellín en la cuarentena del COVID-19

Entre ellos está don Elkin, quien llegó a la capital antioqueña a cobrar su pensión, pero al no recibirla quedó a la deriva en este centro de despacho de buses.

Él tiene 72 años y aunque por orden del Gobierno Nacional debería estar en su casa, tuvo que permanecer caminando por las calles de Medellín y en la terminar del norte, donde pasó la noche, debido a que ya no había transporte para regresar a su pueblo.

Una situación similar vive Tatiana Rodríguez, que también completa más de 12 horas acostada sobre sus maletas, esperando un bus que la lleve a su casa.

“La verdad no tengo plata para irme a un hotel, debo esperar acá, lo que Dios quiera, porque no tengo para un hospedaje”, dijo esta mujer, que reside en Cartagena, a más de 12 horas de Medellín.

Fueron cerca de 50 pasajeros quienes tuvieron que pasar la noche en este lugar, en el norte de la ciudad, porque no pudieron llegar a sus viviendas.

“Vea, estamos todos tirados, durmiendo en la calle, no solo nosotros, no es solo mi caso”, comentó Érica Ocampo, quien vive en Villavicencio, a unas 12 horas de Medellín, en el suroriente de Colombia.

Habitantes en situación de calle

En la noche hubo un operativo de la Policía y el Ejército en el que más de 10 patrullas custodiaron las calles de Medellín para garantizar el cumplimiento de la cuarentena nacional para evitar la propagación del COVID-19, la enfermedad que empezó a esparcirse desde China hace cinco meses.

“Las personas que salgan van a tener una sanción económica de 932 mil pesos, que es un comparendo que va a hacer la Policía, y también es un delito que puede acarrear prisión de 1 a 4 años”, explicó sobre las sanciones el secretario de Gobierno de la ciudad, Esteban Restrepo.

La Alcaldía de Medellín también recorrió el centro de la ciudad, donde varios habitantes en condición  de calle no tienen dónde pasar la cuarentena. Por ejemplo Jorge González, quien vive del día a día en la Plaza Minorista y últimamente ha tenido que dormir en la calle.

“Si sale para la comida no sale para la pieza y si sale para la pieza no sale para la comida, ¿sí me entiende?”, manifestó.

La Alcaldía confirmó que ya dispuso de un refugio para personas en situación de calle, para que pasen la cuarentena.

“Familias, venteros ambulantes que normalmente se buscaban la alimentación en el centro de Medellín y que no tienen con qué pagar su pieza”, indicó Mónica Gómez, la secretaria de Inclusión Social sobre las personas a las que cobija esta medida.

En el operativo se identificaron habitantes en situación de calle enfermos que fueron remitidos a centros asistenciales.

Lo más visto

Publicidad

Al continuar la navegación, el usuario autoriza que el portal web, propiedad de Caracol Televisión S.A., haga uso de Cookies de acuerdo con esta Política.
ENTENDIDO