Publicidad

Publicidad

Publicidad

240x30push.png
#EstáEnTusManos Quiero recibir notificaciones con las noticias más importantes de Colombia y el mundo.
Activar
Ahora no

Publicidad

Las razones de EPM para reclamar $9,9 billones por fallas en Hidroituango

Noticias Caracol conoció el documento de 315 páginas que detalla la cronología de irregularidades y responsabilidades de la obra que tiene un atraso de 1.198 días.

hidroituango razones.jpg

En 315 páginas están consignadas las razones de la demanda que prepara EPM contra el consorcio que diseñó y construyó el proyecto de Hidroituango, la firma interventora del negocio y las aseguradoras de la megaobra. Una reclamación tasada en 9,9 billones de pesos.

El documento en poder de Noticias Caracol detalla la cronología de errores y responsabilidades por el colapso del túnel del sistema auxiliar de desviación del río Cauca, ocurrido el 28 de abril de 2018. Un desastre advertido en su momento por el panel de asesores expertos del proyecto.

Publicidad

El 29 de noviembre de 2013, es decir, cinco años antes, la junta negó la idea del túnel que provocó el desastre y fue tajante en su diagnóstico:

"Los riesgos técnicos inherentes a la aceleración del desvío del río no son aceptables y se recomienda ejecutar el diseño original".

Publicidad

Apoyados en una extensa bitácora de actas sobre los cambios en la megaobra, las cláusulas pactadas, la letra menuda del negocio y los riesgos geológicos y de construcción suficientemente advertidos, EPM cree que tiene las claves para ganar este pleito multimillonario. Una de las conclusiones del informe técnico es así de cruda:

"El Consorcio Generación Ituango no cumplió con su deber de diligencia contractual, como se demostró frente al incumplimiento de las obligaciones en el diseño de la Galería Auxiliar de Desviación. Tampoco el Consorcio CCC Ituango actuó con diligencia. Mal pueden estos contratistas argumentar la configuración de un evento imprevisible, pues siempre estuvo dentro de la órbita y control de sus actividades".

Publicidad

Las cuentas del retraso de Hidroituango

Para tasar los perjuicios de Hidroituango, EPM le asignó porcentajes y retrocesos a la obra.

Publicidad

Para el 28 de abril de 2018, antes del colapso, el proyecto iba en un 83%, pues se tenía previsto llenar el embalse en julio y empezar a operar en diciembre de ese año.

Sin embargo, tras la calamidad del túnel, el porcentaje de ejecución del proyecto disminuyó al 59% y el de las obras civiles al 45%. De ese tamaño fue la hecatombe, advierte el documento.

Publicidad

A julio de 2020, a pesar de todos los esfuerzos, los coletazos de la pandemia, los yerros del pasado y las cuentas de cobro para atender la emergencia, Hidroituango está en un 78%.

El retraso del proyecto es de 1.198 días y los costos destinados para atender la emergencia rondan los 933 mil millones de pesos.

Publicidad

"Los contratistas no han asumido contractualmente los efectos económicos del colapso. Todos los perjuicios económicos han sido soportados en sus formas de daño emergente y lucro cesante por EPM".

En síntesis, EPM calculó en 1,5 billones de pesos los perjuicios provocados por la debacle del túnel y en 8,4 billones de pesos los costos estimados hasta la entrada en operación del proyecto.

Publicidad

Al margen de las ecuaciones políticas, del pleito judicial que se avecina o de las renuncias que cobran protagonismo, Hidroituango es una incertidumbre que le cuesta mucho dinero a Colombia.

En contexto:

Publicidad

✔️ Síganos en Google Noticias con toda la información de Colombia y el mundo. ✔️ Síganos en Google Noticias con toda la información de Colombia y el mundo.