Publicidad

Publicidad

Publicidad

240x30push.png
#EstáEnTusManos Quiero recibir notificaciones con las noticias más importantes de Colombia y el mundo.
Activar
Ahora no

Publicidad

Venezolanos duermen afuera de la Terminal del Norte a la espera de un bus que los lleve a su país

Niños y mujeres embarazadas pasan sus noches en inmediaciones del río Medellín con la esperanza de encontrar un vehículo que los transporte hasta casa.

Muchos de ellos fueron desalojados de inquilinatos por falta de dinero. Duermen en cambuches y cocinan con un fogón hecho con piedras y leña.

“Mi situación es que estoy embarazada y no sé cuantos meses tengo y necesito que vengan a ayudarme”, comentó Johana Herrera, ciudadana venezolana.

A un costado de la Terminal del Norte se encuentran cerca de 45 migrantes venezolanos, quienes tuvieron que usar sus maletas y ropa para poder dormir en el piso, a la espera de un bus que los lleve a su país.

“Queremos que por favor nos ayuden, que nos manden una buseta que nos lleven hasta Venezuela, no tenemos a donde vivir”, pidió Malvin González, migrante venezolano.

Ante este panorama, la Policía Nacional realizó una jornada de prevención con todas estas familias que deben sobrevivir día a día a la intemperie. Les enseñaron a usar los tapabocas y recibieron desinfectante, comida, cobijas y una serenata.

Publicidad

“Quisimos también con ellos traer un mensaje de prevención, compartir un chocolate, unos sanduches y decirles que sencillamente en medio de esta situación tan critica que no están solos”, explicó la capitana Deisy Aponte, jefe de prevención de la Policía Metropolitana del Valle de Aburrá.

Aunque la Alcaldía de Medellín ha dispuesto varios albergues para toda la población en situación de calle, los migrantes aseguran que no pueden irse de ese lugar por temor a perder el único bus que pueda llevarlos a su país.

 

Convierta a Noticias Caracol en su fuente de noticias Convierta a Noticias Caracol en su fuente de noticias