Publicidad

Publicidad

Publicidad

240x30push.png
#EstáEnTusManos Quiero recibir notificaciones con las noticias más importantes de Colombia y el mundo.
Activar
Ahora no

Publicidad

¿Cómo accedió a un revólver el niño que se disparó en la cabeza en Bogotá?

La Policía detalló que el arma estaba cargada con los seis cartuchos. Rectora del colegio donde estudiaba el menor dice que no tenían conocimiento directo de un caso de bullying.

investigan extraña muerte de niño en Bogotá.

Las autoridades investigan las razones que habrían llevado a la muerte de un menor de 12 años que se disparó en la cabeza en el sur de Bogotá. Aunque se habla de un caso de bullying , la rectora del colegio no descarta que se haya tratado de un accidente, pues asegura que no tenían conocimiento directo de un caso de acoso escolar.

Los hechos ocurrieron pasadas las seis de la tarde del martes 16 de agosto en la localidad de Kennedy, cuando en los alrededores de una vivienda se escuchó el disparo. “Nuestro cuadrante llega y encuentra un menor de edad 12 años, tenía un disparo con arma de fuego en su cabeza y es trasladado inmediatamente al hospital de Kennedy”, contó el comandante de la Policía de Kennedy, mayor Luis Acosta. El menor estuvo en cuidados intensivos toda la noche, pero falleció esta mañana hacia las 8:00 a.m.

Publicidad

Todo ocurrió horas después de que el menor saliera de su colegio, ubicado a tan solo unas cuadras de donde el menor vivía con su familia. Los docentes lo recuerdan como un menor disciplinado y que tenía buenas relaciones con sus compañeros que, aseguran los profesores, están muy afectados por lo que sucedió.

Sobre la hipótesis de un suicidio, la rectora del Liceo Carmelita, donde estudiaba el niño, señaló: “Las entidades pertinentes harán la investigación y la claridad porque finalmente a nosotros, o a un profe o de pronto a la mamita, a los papitos, yo estoy segura de que esos papás hubiesen escuchado alguna situación directa habríamos actuado. Pero no tenemos ese conocimiento directo ni tampoco tenemos evidencia de que se hubiese dado algún tipo de conversación. Con nuestros chicos estamos hablando, pero ellos están muy afectados”.

La directiva de la institución dice que “pudo haber sido un accidente”.

Sobre el arma con la que el niño se disparó en la cabeza se sabe que es de su padre y que era un revólver que “tenía los seis cartuchos en su tambor, lastimosamente el niño accedió al arma de fuego”, recalcó el mayor Acosta.

Publicidad

✔️ Síganos en Google Noticias con toda la información de Colombia y el mundo. ✔️ Síganos en Google Noticias con toda la información de Colombia y el mundo.