cali
1:53 pm - 20 de Mayo de 2016

En Cali y Bogotá, ocupan bienes de red que robó más de $10 mil millones a bancos

Artículo
Por: 
Noticiascaracol.com
Finca ocupada en El Carmen, a 40 minutos de Cali. Foto: cortesía Fiscalía.

La Fiscalía ocupó 36 bienes, entre muebles e inmuebles, a una red señalada de hurtar más de $10 mil millones a clientes de varias entidades bancarias en Colombia, a través de medios informáticos.

Los bienes, que estarían avaluados en cinco mil millones de pesos, fueron ocupados en Cali, Bogotá y Ricaurte, Cundinamarca, por parte de investigadores adscritos a la Subdirección Seccional de Policía Judicial CTI de la capital del Valle del Cauca.

Entre estos hay predios rurales, apartamentos, garajes, parqueaderos, establecimientos de comercio y vehículos que habrían sido adquiridos con los dineros robados, según señaló la Fiscalía.

La ocupación de estos bienes hace parte de una investigación que se inició en Cali durante octubre de 2013, a través de la cual se logró evitar cobros irregulares por $100 mil millones y también capturar a 22 personas, entre ellas el supuesto líder de la organización delictiva, identificado como Jhon Henry Suárez Carrillo, según indicó la Fiscalía.

Este proceso comenzó luego que la gerente de una sucursal bancaria denunció que uno de sus empleados había realizado 18 transacciones fraudulentas a diez cuentas de distintos bancos. Esto afectó a la entidad en $1.753 millones, de los cuales logró apropiarse $594.200.000.

En ese momento, la Fiscalía ordenó congelar las cuentas y, posteriormente, se interceptaron 40 líneas telefónicas que arrojaron más de 116.000 registros de audios con lo cual se pudo evidenciar la existencia de una organización criminal.

Esta estructura, de acuerdo con el ente investigador, “estaba dividida en dos grupos localizados en Cali y Bogotá, que, a través de varias modalidades, se dedicaban a defraudar el sistema financiero y a los ciudadanos que depositaban sus dineros en entidades bancarias”.

Para cometer ejecutar los robos, que tuvieron lugar en Colombia y otros países como Panamá, Ecuador y Venezuela, los miembros de esta red vulneraban los sistemas de información de las entidades bancarias a través de sus empleados.

Se falsificaban y clonaban cheques, así como cartas de instrucción para solicitar cheques gerencia. También, se conseguían cheques hurtados originales sobre los cuales montaban información espuria.

Igualmente, estas personas, que tenían acceso como administradores, realizaban transferencias electrónicas fraudulentas a diferentes cuentas en el país e intervenían las líneas telefónicas de los clientes afectados para autorizar los pagos, cuando las entidades financieras los llamaban para confirmar las transacciones.

Ver Comentarios

d