colombia
7:48 pm - 22 de Julio de 2018

Carteles mexicanos y brasileros están llegando a zonas cocaleras de Colombia para imponer su ley

| Noticias Caracol

Por: 
Noticiascaracol.com

Estarían financiando disidencias de las FARC, grupos criminales y Autodefensa Gaitanistas a través de la venta de franquicias.

Los carteles internacionales del narcotráfico tienen sus ojos puestos en el pacífico colombiano, el litoral que tiene 1.300 kilómetros de costa, es una posición estratégica para las mafias que buscan llevar sus cargamentos a Centroamérica y el norte del continente.

El punto más crítico está en los departamentos de Nariño, Cauca, Valle del Cauca y Chocó.

En Nariño, según investigadores, las mafias mexicanas estarían financiando a las disidencias de las FARC, al mando de Guacho.

Por otro lado, según el Centro de Estudios de Seguridad, Buenaventura se ha convertido en un punto privilegiado para que los narcos mexicanos envíen sus embarcaciones al norte.

“Buenaventura es uno de los centros de acopio más importantes donde hay una salida y astilleros artesanales donde se están construyendo todos los semisumergibles que salen hacia las costas mexicanas”, según Néstor Rosanía, director del Centro de Estudios de Seguridad y Paz.

En los límites entre el Cauca y Valle del Cauca ejerce su influencia el poderoso cartel de Jalisco Nueva Generación, sobre todo en la zona del río Naya donde operan dos disidencias de las FARC, entre ellas la llamada ‘Fuerza del Pacífico’.

En las zonas de Córdoba, las alertas tempranas de la Defensoría del Pueblo, han advertido un plan de expansión de las Autodefensas Gaitanistas presuntamente financiados por el cartel de Sinaloa.

“El escenario de riesgo lo configura la expansión de las Autodefensas Gaitanistas de Colombia, AGC, que, ante la aparente ausencia de oposición de otros actores armados, intentan consolidar el control territorial, haciendo ostentaciones de dinero y manifestando estar financiados supuestamente por el cartel mexicano de Sinaloa”, afirmó la Defensoría en el documento. 

 Al trasladarse al centro oriente del país, entre Caquetá, Guaviare y Putumayo, Gentil Duarte lidera otras disidencias de las FARC que, según los especialistas, tienen fuertes alianzas con otro poderoso cartel la familia del norte, que viene del Brasil.

Buscan sacar la droga por la selva amazónica haciendo puente en Manaos, como lo comenta Rosanía: “en la frontera colombo-brasilera hay toda una organización y una capacidad logística que la lleva a Manaos y de Manaos hacen una gran distribución no sólo hacía Brasil para un consumo interno y luego la llevan no sólo a los puertos africanos sino a los puertos europeos”.

Ya en la zona del Catatumbo -que comprende los departamentos de Santander, Norte de Santander y parte del Cesar y limítrofe con Venezuela- las disidencias de Los Pelusos, el ELN y paramilitares trabajan para las mafias del Narcotráfico.

El temor de los investigadores es que los mexicanos den un paso adelante y quieran apoderarse de toda la cadena productiva, es decir, sacar del medio a narcos purasangre, disidencias y paramilitares, hoy al servicio de estos carteles.

Ver Comentarios

d