Publicidad

Publicidad

Publicidad

240x30push.png
#EstáEnTusManos Quiero recibir notificaciones con las noticias más importantes de Colombia y el mundo.
Activar
Ahora no

Publicidad

Novio de cajera asesinada en Barranquilla estaba de cumpleaños ese día: la tragedia de los Martínez

El hombre dice que no solo acabaron con la vida de su amada Katherine, sino con la de toda la familia. Triste relato.

Los allegados de Katherine Martínez, la cajera inocente que quedó en medio de un atentando que iba dirigido a un presunto narcotraficante, narraron lo que hizo la madre de dos niños antes del ataque en un supermercado de Barranquilla.

“Yo me despedí de ella y yo siempre le decía ‘Señor, guárdala, bendícela, cuídala’, y ella me dijo ‘no, mami, ya me voy porque es tarde’, y de ahí yo no la pude ver más”, contó su progenitora Yomaira Sarmiento.

Su hermana Liliana Escalante afirma que el miércoles 10 de febrero era un día especial para Katherine por el cumpleaños de su pareja, Wilson Epalza.

“Ella ese día estaba contenta porque su compañero cumplía ese día y pensábamos organizarle algo aquí entre la familia, entonces ella estaba comunicándome qué era lo que podíamos preparar y se fue contenta, corriendo”, dice.

Pero esa fecha se convirtió en un día triste para Wilson, que condena que llegara “un bárbaro de estos y dispare y acabe con la vida, no solamente de ella, sino de una familia”.

Y es que el 10 de febrero varias personas entraron al supermercado donde Katherine trabajaba.

Publicidad

“Le dispararon a esta persona que estaba pagando, creo que a la cajera le dispararon por accidente y esta persona al parecer tenía escoltas y los escoltas reaccionaron, entonces hubo un tiroteo”, relató un testigo sobre el incidente.

“Le pedí a las personas que estaban al lado mío que se tiraran al piso porque había mucha gente como paralizada”, agregó.

El ataque sicarial iba dirigido a Libardo de Jesús Parra González, alias ‘el Guajiro’, un excapo del cartel de la Costa que había regresado hace dos años al país desde Estados Unidos, a donde había sido extraditado.

El general Diego Rosero, comandante de la Policía Metropolitana de Barranquilla, detalló que el hombre “perteneció a una estructura muy conocida aquí en esta región, la de alias ‘el Caracol’, alguien que estuvo extraditado por narcotráfico, fue deportado”.

Para el oficial, los sicarios estaban a la espera de que ‘el Guajiro’ “saliera del lugar y en la vía pública atentar contra él. Parece que les ganó la impaciencia”.

El crimen llevó al alcalde de Barranquilla, Jaime Pumarejo, a ofrecer una recompensa de “10 millones de pesos por cada hecho (…) Estamos acudiendo a la ciudadanía para que nos acompañe, que nos dé información precisa y de esa manera podamos apurar así las investigaciones que ya estamos adelantando”.

Publicidad

Entretanto, los vecinos de Katherine, en el barrio Buenos Aires, no se sobreponen al absurdo crimen de una mujer muy querida en la zona.

“Yo la conocí a ella trabajando, dedicada a su hogar y a sus hijos. Es doloroso tener una muerte así, nadie se lo espera”, dijo Betty Mestra.

Dunia Orozco, otra de sus vecinas, manifestó que su asesinato “ha dado duro aquí. Que a esos hombres, que Dios los castigue porque no tienen perdón”.

Amigos y familiares de Katherine, que tenía 40 años, preparan una despedida en homenaje a una madre luchadora, ejemplo para sus hijos.

Convierta a Noticias Caracol en su fuente de noticias Convierta a Noticias Caracol en su fuente de noticias