7:26 am - 12 de Junio de 2019

Vida de niño wayú que nació sin huesos en una pierna cambió luego de seis operaciones

Cortesía Hospital Nuestra Señora de los Remedios
Cortesía Hospital Nuestra Señora de los Remedios

El pequeño, de 10 años, llegó al Hospital Nuestra Señora de los Remedios de Riohacha en 2017 con varias patologías que no le permitían caminar bien.

El menor nació con una deformidad que arquea las extremidades inferiores, además de una diferencia de 35 centímetros entre la pierna derecha e izquierda, por lo que no se formaron el tobillo, rodilla y tibia de una de ellas.

Sin embargo, gracias a las intervenciones quirúrgicas el menor ya se encuentra a tan solo 5 centímetros de lograr igualar sus piernas.

El niño entró en la fase final de alargamiento de huesos, en la cual el equipo médico espera que la masa ósea crezca al menos un milímetro diario.

El complejo proceso, que ha incluido la reconstrucción de un tobillo, injerto de peroné y tibia, corrección en la deformidad del hueso y extensión de venas, arterias y nervios, ha generado resultados que maravillan a los especialistas de la salud y mejoran la calidad de vida del pequeño indígena, que ahora puede caminar.

"Para él era muy incómodo caminar. Al tener una pierna más corta que la otra le afectaba la cadera y vivía con dolores. Gracias a Dios ha salido bien y muy pronto va a caminar muy bien”, afirmó Lía Isabel Uriana Uriana, madre del niño wayú.

También aseguró que el ánimo del pequeño ha cambiado gracias a la movilidad que le ha brindado el tratamiento.

“Mi niño lloraba mucho por esa pierna y ahora se ríe y dice que ahora sí está bien”, manifestó la progenitora.

Asimismo, el equipo del Hospital Nuestra Señora de los Remedios de Riohacha resaltó que la edad del niño ha facilitado su satisfactoria evolución

"Hoy, gracias al equipo de profesionales del área de ortopedia, comprometidos con la institución y con la salud de los pacientes, al niño se le han practicado alrededor de seis cirugías. Su recuperación es satisfactoria ya lo que falta es poco para emparejar la pierna", indicó Flor Elvira García Peñaranda, gerente del centro hospitalario.

Ver Comentarios

d