colombia
11:02 am - 10 de Abril de 2018

“Me parece un error volver a penalizar la dosis mínima, eso es una locura”: Humberto de la Calle

Por: 
Noticiascaracol.com

Consumidores se acaban de corromper en la cárcel, esa es la universidad del crimen, dijo y agregó: “esa es una propuesta del Centro Democrático que yo rechazo”.

Humberto de la Calle pasó por el tablero de Noticias Caracol para presentar sus propuestas en materia de seguridad. Habló de dosis mínima, pero también sobre los delincuentes reincidentes, el servicio militar, el castigo para los corruptos, las riñas, el desarme social y los venezolanos.

Reviva la entrevista y opine con #YLaSeguridadQué:

Reincidentes: los reincidentes ya condenados, a la cárcel, sin duda. No puede haber espacio para el que delinque por segunda, tercera vez. Pero incluso, aquellos que son capturados, aún sin haber sido capturados. Yo quiero promover una norma categórica: donde haya armas y violencia, no pueden ser excarcelados y tienen que enfrentar el juicio en la cárcel. No podemos seguir en esta rueda de la fortuna, 50 veces entrando y 50 veces saliendo.

Acabar de raíz con la mora judicial: tenemos que establecer mecanismos muy rápidos contra la mora y eso está articulado. Yo digo que la reforma a la justicia tiene dos aspectos: el gerencial, el del expediente digital, el de racionalizar la labor de la justicia. Y el otro, el de acabar con esas roscas, ese cartel de la toga, en la cúspide de la justicia. El “yo te nombro, tú me nombras”, “yo no te investigo, tú no me investigas”. Yo quiero proponer una reforma a fondo, de raíz, de la justicia. Y la voy a presentar por la vía ordinaria, pero si esto fracasa, como ha fracasado en el pasado, yo estoy dispuesto a convocar una asamblea constituyente limitada para sacarla de ese entramado de intereses que dificulta la reforma.

Sí la cadena perpetua para violadores: no estoy de acuerdo con la pena de muerte. Cadena perpetua sí porque estos violadores en muchos casos son seriales, ponen en riesgo toda la sociedad, particularmente a niños y niñas. Eso es sencillamente una medida de defensa de la sociedad, de los niños, y es un mensaje de tranquilidad para las madres.

Ceros beneficios para los corruptos: para los corruptos se han subido las penas máximas, pero no las mínimas, entonces siempre queda la posibilidad de la llamada casa por cárcel. No, en el caso de corrupción, ninguna posibilidad de soluciones o acciones de carácter alternativo. Cárcel, cárcel con barrotes para los corruptos. Eso hay que hacerlo y pregonarlo duro. Hoy tampoco hay sanción social, nosotros también tenemos la culpa por actuar frente a los corruptos como si nada.

Castigos más duros para protagonistas de riñas: las riñas van en aumento y eso va generando una destrucción del tejido social. También hay que hacer una labor preventiva. Yo quiero decir lo siguiente: muchos de los candidatos hablan solo de castigo, yo también, pero no olvidemos de la otra cara de la moneda. Mi programa ‘Parche’ lo que pretende es recoger estos jóvenes que están al lado del microtráfico, también un esfuerzo enorme de transformación y de justicia social.

Aumento del pie de fuerza: es justamente la oportunidad que nos da haber terminado el conflicto. Ya no tenemos que tener muy buena parte de la Policía peleando en la selva con las organizaciones guerrilleras. Lo que yo propongo es esa Policía la reconvertimos en una política de seguridad humana, protección de los derechos, convivencia, más presencia de la Policía. Propuse también la creación, a nivel municipal, de 40.000 puestos de gendarmes que estén en los barrios y las poblaciones sin armas.

Desarme social: ¡sin duda! Hubo un candidato del Centro Democrático que dijo que había que armar a la población. Eso es como armar a los maestros, como ha ocurrido en Estados Unidos. Lo que necesitamos es lo contrario, hay que desarmar, incluso de las armas blancas.

Castigos severos para delincuencia juvenil: sí, pero depende de la edad psicológica, en muchas ocasiones no se trata solo de la edad cronológica. Hay jóvenes que están por debajo de la edad, pero que son verdaderamente criminales. Una de las soluciones es que, en casa caso de joven, se establezca su madurez para saber si afronta la justicia ordinaria. Y también una tarea netamente preventiva.

Servicio social: terminado el conflicto, no se justifica el servicio militar obligatorio. Entonces quiero coger toda la energía de los jóvenes, incluso con una remuneración, para que trabajen en el cuidado de los bosques, de la tercera edad. La represión sola no basta.

Dosis mínima: me parece un error volver a penalizar la dosis mínima, eso es una locura. No nos caben los verdaderos criminales en las cárceles y ahora vamos a meter a un muchacho que lo coge la Policía por ahí con una dosis. Yo si quiero pedirles a los padres de familia que lo piensen muy bien. Lo que hay que hacer con el consumidor es una tarea de prevención y de salud pública. ¿Qué nos ganamos con llevar los consumidores a la cárcel? Ahí es donde se acaban de corromper, esa es la universidad del crimen. Esa es una propuesta del Centro Democrático que yo franca y categóricamente rechazo.

Enviar a la cárcel a quien se robe un celular: claro, pero sobre todo y en particular a partir de la reincidencia, y cuando haya uso de armas y violencia.

Los venezolanos en Colombia: no instalemos el odio al extranjero, porque un odio suma otro. Miremos esto con generosidad, con altruismo. Hay unos deberes de carácter humanitario. Yo creo que es muy malo que ahora empecemos a estigmatizar a los venezolanos por el hecho de serlos. En el pasado fuimos los colombianos a Venezuela, recordemos eso. Naturalmente controles. Están llegando delincuentes que hay que devolver de inmediato. Ya es hora de pedir a la comunidad que intervenga. Esta es una grave crisis humanitaria. La causa de esto es Maduro, Maduro es un dictador. Hay que propiciar un cambio de Gobierno en Venezuela, pero no de manera unilateral. Llevando a Maduro a la Corte Penal Internacional.

Conozca más sobre Humberto de la Calle: 

 

Ver Comentarios

d