Publicidad

Publicidad

Publicidad

240x30push.png
#EstáEnTusManos Quiero recibir notificaciones con las noticias más importantes de Colombia y el mundo.
Activar
Ahora no

Activista que denunció abusos policiales salió del país por amenazas

Alejandro Villanueva registró para canales alternativos las marchas en la primera línea de protesta. También se ha manifestado sobre corrupción en clanes políticos.

activista Alejandro Villanueva dejó el país por amenazas.

El 18 de agosto, en la noche y camuflado entre el baúl de un carro, Alejandro Villanueva, tuvo que ser sacado hasta el aeropuerto Palonegro, donde abordó un vuelo para salir del país.

"A mí me amenazaron. Lo que pasa en Colombia, que no debería seguir pasando y que llegamos a normalizar, es que hablar o dar su opinión sobre x o y tema político llegan las amenazas. Estas amenazas me llegaron a través de mensajes de texto, un carro sin placas se me parqueo afuera de la universidad y empezó a tomarme fotos", explica el joven.

Alejandro Villanueva solo se explica ese acoso por su papel de activista con su equipo de reportería Desiguales, cubriendo las marchas en la primera línea de la protesta, en las que denunció graves abusos policiales.

“Un señor me empezó a perseguir por más de dos meses, el mismo señor se ve en diferentes partes, tomándonos fotos y grabándonos, hostigándome a mí y a mis compañeros de trabajo. Todo lo que estoy diciendo está documentado, es que yo aprendí que en este país toca grabar todo, hasta grabar cuando lo van a matar a uno”, dice.

Dos fotos tomadas en diferentes sitios son parte de las pruebas que, según él, demostrarían los seguimientos reiterados. En estos dos momentos, según Villanueva, el hombre lo grabó.

“Mi automóvil que tengo en Colombia tenía frases de ‘Aguilar paramilitar’ con un signo de pregunta y puras caritas tristes y el nombre de los medios de comunicación de los que hago parte que son Desigual y La Direkta”, relata el joven.

Publicidad

NC: ¿Y por qué le ponían esa frase a usted?

“Porque yo en Santander denuncié la corrupción del clan Aguilar ”, replica.

Villanueva logró una alta exposición mediática. A la par, las amenazas lo han puesto en la picota pública. Por eso, desde 2020, acudió a la Unidad Nacional de Protección en busca de seguridad para su vida, amparado por el apoyo de organizaciones de derechos humanos y libertad de prensa.

"La Fundación de Libertad de Prensa es la que se encargó de decirle a la UNP que inicie un estudio de riesgo, cosa que no terminaron la primera vez; no terminaron el estudio de riesgo y me tocó entutelar para que lo terminaran”, explica.

Hasta que por fin la respuesta de la UNP llegó a sus manos.

"No hay nexo causal, así textualmente firmado por el director y todo bien. Y luego me pongo en comunicación con la UNP y me dicen vamos a mirar en tres meses, estamos hablando que en un país, el que se encarga de protegerte, mira si te protege o no en tres meses, en tres meses miramos a ver si sigue vivo”, puntualiza.

Publicidad

Con el pasar del tiempo la familia de Alejandro estaba desesperada, temía por su vida. Dice Alejandro que hizo hasta lo imposible por lograr su protección.

"Yo me conseguí el número del celular del director de la UNP, el personal, y le envié un mensaje, dice que no existe y que no sabe nada”, explicó Alejandro Villanueva.

Noticias Caracol buscó a la Unidad Nacional de Protección sobre el caso del joven Villanueva sin que hasta ahora nos haya dado respuesta.

Vea también: Edwin Ballesteros, investigado por presunta corrupción, rompe en llanto al renunciar a la Cámara

El joven activista no estaba dispuesto a claudicar en su activismo por miedo, y dice que tomó la decisión más dura de su vida.

"Toda mi familia estaba muy mal, hasta los uribistas de mi familia estaban mal. Yo no tenía vida, lo decidí porque yo no podía salir. Justo después de haberme vacunado yo estaba encerrado en mi casa, mis amigos tenían miedo. Yo me acuerdo que fui a una fiesta, me tocó meterme en un baúl, dar vueltas para llegar allá, mis amigos tenían miedo y me decían aquí nos van a matar a todos, Alejandro”, relata.

Publicidad

Salió del país con una visa de turista, dejó truncada su carrera de Derecho que estaba construyendo con sus méritos y esfuerzos y tampoco puede trabajar de manera estable para sostenerse. Es un convencido que el activismo es el ADN de su sangre y lo va a continuar.

Alejandro Villanueva pidió dejar un mensaje a los colombianos.

"No nos estigmaticen, no nos estigmaticen. Hay muchas personas que están dando la vida para que ustedes puedan vivir mejor”.

✔️ Síganos en Google Noticias con toda la información de Colombia y el mundo. ✔️ Síganos en Google Noticias con toda la información de Colombia y el mundo.