colombia
9:23 pm - 2 de Abril de 2016

Así buscan helicóptero desaparecido en la madriguera del Clan Úsuga

Artículo
Por: 
Noticiascaracol.com

Cada segundo que marque el reloj es como un golpe bajo para las personas que buscan el helicóptero Bell 206 Ranger de la empresa Helifly Colombia desaparecido desde el miércoles en las selvas del Urabá y Córdoba.

También una zancadilla a la esperanza de los familiares de los ocupantes de la aeronave, el capitán Fabio González Páez y los funcionarios de la empresa Prosegur Ramiro Julio Hernández y Adín Darío Castro Erazo, que había sido contratada para prestar un servicio de transportes de valores, que inició su recorrido en el aeropuerto Olaya Herrera de Medellín y que iba para Riosucio (Chocó).

“Cada hora que pasa va reduciendo la esperanza de que encontremos algún sobreviviente, especialmente las cuatro y cinco horas después de que se reportó la desaparición, más cuando han pasado más de 12 horas”, explica el coronel Fredy Bonilla, secretario de Seguridad de la Aeronáutica Civil.

La noticia de la desaparición de la aeronave fue dada a conocer por Noticias Caracol el pasado 30 de marzo (Lea también: Buscan helicóptero desaparecido en Antioquia).

Ese día, hombres de la Aeronáutica civil reportaron la noticia y de inmediato comenzó la búsqueda del aparato entre Carepa, Mutatá (Antioquia) Riosucio, donde se creía que estaba.

Sin embargo, aunque el paradero de la aeronave es incierto, las autoridades tienen una certeza: esta se encuentra en la zona donde más de 1.200 hombres de la Policía Nacional buscan al jefe del Clan Úsuga, Dairo Antonio Úsuga David, alias Otoniel, en una operación conocida como Agamenón.

“Es un área demasiado selvática, tiene una geografía quebrada y es entre el Urabá chocoano y Córdoba. Allí hay presencia de grupos armados. Es la misma área donde se ataca al Clan Úsuga”, explicó el coronel Bonilla, que lidera el operativo de búsqueda y rescate.

Eso sí, el oficial aclaró que durante los días en los que han tenido que interrumpir las labores por las difíciles condiciones climáticas, las personas y aeronaves que participan en ellas no han sufrido ningún ataque. Pero la empresa Helifly manifestó que las condiciones de orden público han dificultado las labores de rescate terrestre.

¿Cómo es el operativo?

La empresa, que ha sufrido dos siniestros en Antioquia en las últimas semanas, informó por medio de un comunicado de prensa que otras dos de sus aeronaves, dos médicos y cuatro socorristas participan en la búsqueda de la aeronave de matrícula HK 599. (Lea también: Mueren tres personas en accidente de helicóptero en Antioquia).

La operación es guiada con equipos infrarrojos, radares y aeronaves de la Fuerza Aérea, según el coronel Bonilla.

Con esos artefactos tratan de ubicar rastreando metro a metro en la selva el aparato de Helifly que transportaba valores y del que está casi descartado que haya sufrido un intento de robo o un secuestro.

“Tenemos unas evidencias de que la posibilidad de robo se reduce en un porcentaje alto. Por las evidencias que tenemos no es probable”, explicó una fuente que participa en el operativo. “Los sistemas de control y vigilancia, como los radares, hubieran informado que se había desplazado a otro sitio”.

Otra posibilidad para explicar la desaparición es que la aeronave haya sido atacada por el Clan Úsuga o por otro grupo armado.

Sin embargo, la Aeronáutica Civil cree que las condiciones climáticas del momento de la desaparición son las razones fundamentales para que esto haya ocurrido. “No eran las más optimas”, argumentó el coronel Bonilla.

Por eso sigue la búsqueda y los sobrevuelos de las Fuerza Aérea Colombiana (FAC) a ras de la manigua. 

“Lo hacemos así para que las copas de los árboles se muevan y permitan ver, si es que está en la selva”, agregó el funcionario de Aerocivil.

El mayor deseo de los organismos de rescate, aunque se han reducido las posibilidades “de acuerdo a los protocolos y a las labores que realizamos es que se encuentren los ocupantes con vida”, dijo Bonilla.

Ver Comentarios

d