colombia
6:28 am - 22 de Mayo de 2015

Desolación embarga a comunidad del Cauca tras muerte de niña por mina antipersona

Por: 
Noticiascaracol.com

Íngrid Güejia Güetio tenía 8 años, era la mayor de tres hermanos y vivía con su familia en una vivienda ubicada a la salida de la vereda Aguaclara, sector del Nevado, jurisdicción del municipio  de Buenos Aires, norte del Cauca, falleció el pasado miércoles tras ser víctima de una mina antipersona.

El explosivo por el que perdió la vida Íngrid y por el que resultaron heridos otros tres niños estaba abandonado al lado de un camino veredal por donde a diario transita la comunidad del reguardo indígena.

La pequeña estaba en segundo grado de primaria, en la única sede educativa de la zona. "Íngrid era una niña muy inteligente y creativa. Quedamos muy tristes por la pérdida de la niña", afirmó Flor Rocío Vega, docente de la escuela de Aguaclara.        

"Era una buena estudiante, era una buena amiga además ella no fue la culpable de eso, fue un accidente", dijo Émerson Yule Peña, compañero de colegio de la víctima.

En la sede educativa donde estudiaba la menor se encuentran matriculados los otros tres niños que resultaron heridos. Los salones fueron cerrados y las clases se suspendieron en protesta por lo ocurrido.

Cuando la menor terminó las clases y durante el camino a casa, empezó a jugar a las escondidas con otros niños de la escuela. Ella decidió ocultarse en medio de un matorral y ahí fue cuando activó el artefacto explosivo.

Los otros tres niños heridos fueron llevados al centro de salud del corregimiento de Timba y luego a Popayán. El cuerpo de la pequeña permanece en la sede de Medicina Legal de Santander de Quilichao, norte del Cauca. Sus exequias se realizarán en la localidad con la compañía de toda la comunidad.

Marcha en rechazo al crimen contra Íngrid

Este jueves, más de 200 habitantes de la vereda Aguaclara marcharon en rechazo al crimen contra la niña y le exigieron a las FARC que salgan de sus territorios.

La comunidad también le exigió al Gobierno que presione a las guerrilla en los diálogos de La Habana, Cuba, para que la insurgencia se aleje de la comunidad.

"Siempre hemos sido afectados con esas minas, no solamente mueren los que las ponen, sino niños inocentes que no tienen nada que ver con la guerra, como Íngrid", declaró una habitante de la vereda.

Negociadores del Gobierno en La Habana se pronunciaron

Desde La Habana, Cuba, en el ciclo 37 de negociaciones, se inició el rechazo a las minas antipersona. Los negociadores del Gobierno Nacional se arremangaron la bota del pantalón en solidaridad y homenaje a la menor.

El Gobierno le exige a las FARC no sembrar más artefactos explosivos.  “Llegó la hora de que las FARC asuman el compromiso de no sembrar una mina más. Estamos en La Habana no para justificar estos actos, sino para lograr que no vuelvan a ocurrir.”, afirmó Humberto de la Calle Lombana.

Ver Comentarios

d