Publicidad

Publicidad

Publicidad

240x30push.png
#EstáEnTusManos Quiero recibir notificaciones con las noticias más importantes de Colombia y el mundo.
Activar
Ahora no

Publicidad

‘El Gordo’, poderoso cacique de patio en la cárcel Modelo tenía hasta central telefónica

Extorsionaba y ordenaba asesinatos, como el que la Policía logró frustrar con un agente encubierto que detuvo al sicario, de 16 años de edad.

Un delincuente, junto con otros 10 reclusos, hacía parte de una banda de extorsionistas que, según el Gaula de la Policía, tenía una central de comunicaciones en los patios y en las celdas de los centros carcelarios colombianos, particularmente en la cárcel Modelo de Bogotá .

Pero un agente infiltrado en ese penal descubrió todo lo que ocurría en el interior del patio.

Grabó los libretos pegados en los techos de los pasillos que servían a los delincuentes para ordenar secuestros, crímenes y extorsiones.

Los papeles contenían los datos de la empresa, a dónde debían las víctimas realizar los giros y de las personas que debían reclamar ese dinero.

Aunque el agente encubierto descubrió algo más: desde la Modelo, uno de los caciques o jefes de patio contrató un sicario en Medellín para que llegara a un barrio del sur de Bogotá y asesinara a un comerciante que se negó a pagar una extorsión.

El agente infiltrado, desde la cárcel, alertó a sus compañeros del grupo élite del Gaula , que capturó al sicario, un adolescente de 16 años, justo cuando recibía el dinero del comerciante que iba a matar.

Publicidad

“Cuando el menor fue aprendido, según lo que nos dijo, estaba recibiendo instrucciones de una persona que se encontraba en un patio en un centro de reclusión de la capital del país, la orden que le había dado era que si no era reclamado el dinero, debía asesinar a la persona que tenía que entregárselo”, dijo el mayor Adrián Ramos, comandante del Gaula de la Policía en Bogotá.

El señalado sicario además reveló que alias ‘el Gordo’, cacique de un patio de la cárcel Modelo de Bogotá, era quien lo había contratado para ejecutar esos crímenes.

Durante el allanamiento a las celdas de ese patio encontraron los teléfonos celulares que utilizaban los delincuentes, ocultos entre biblias, en los pisos de las celdas. También encontraron cerca de 300 Sim Card, incluso escondidas entre desodorantes.

“Estos delincuentes a pesar de que están en centros carcelarios intimidaban y exigían dineros a las personas. Normalmente recibimos a la semana alrededor de unas 20, 30 o 40 denuncias sobre estas modalidades y lamentablemente hay muchas personas que toman la decisión de consignar, de pagar”, aceptó el general Óscar Gómez, comandante de la Policía de Bogotá.

Además, para ser más creíble el engaño, desde la central telefónica de la cárcel, los delincuentes utilizan grabaciones especiales.

En este operativo de la Policía y el Inpec, en un solo patio de la cárcel Modelo, incautaron cerca de 200 teléfonos celulares, cerca de 500 Sim Card, 60 cargadores y al menos 30 agendas en las que aparecían los nombres cédulas y teléfonos celulares de las víctimas.

Publicidad

El dueño de esa central telefónica y cacique del patio de la cárcel Modelo fue traslado de centro penitenciario.

Convierta a Noticias Caracol en su fuente de noticias Convierta a Noticias Caracol en su fuente de noticias
Al continuar la navegación, el usuario autoriza que el portal web, propiedad de Caracol Televisión S.A., haga uso de Cookies de acuerdo con esta Política .
ENTENDIDO