Publicidad

Publicidad

Publicidad

240x30push.png
#EstáEnTusManos Quiero recibir notificaciones con las noticias más importantes de Colombia y el mundo.
Activar
Ahora no

Publicidad

El triste saldo de ataques contra policías que trabajan para hacer cumplir cuarentena en Colombia

El fin de semana es cuando más agresiones se registran contra los uniformados en medio de su labor para combatir el coronavirus COVID-19.

Un patrullero muerto y 116 más heridos es el saldo que dejan, hasta la fecha, las agresiones contra los miembros de la institución.

El crimen del agente Carlos León, en el municipio de Mesitas del Colegio, Cundinamarca, el pasado sábado 18 de abril, por parte de un grupo de hombres que no cumplían la cuarentena obligatoria, dejó al descubierto los riesgos que enfrentan los uniformados en su labor de hacer cumplir la medida desde el 25 de marzo.

Noventa y tres hechos de violencia contra servidor público, 85 de ellos policías (82%), fueron por hacer cumplir los decretos 457 y el 531 que ordenan el aislamiento, dijo el general Jorge Luis Vargas Valencia, director de Seguridad Ciudadana de la Policía Nacional.

Precisó que 24 de estos de casos de agresiones ocurrieron durante marchas, concentraciones y bloqueos producidos en medio de la cuarentena nacional, que busca contener la propagación del coronavirus COVID-19. Otros policías fueron agredidos al evitar hurtos a establecimientos comerciales.

"Especialmente supermercados, tiendas, grandes superficies, cinco funcionarios. En el acompañamiento de entregas de ayudas humanitarias, dos de nuestros policías”, anotó el general Vargas.

Publicidad

Las cifras también establecen cuáles son los días en los que las personas se tornan más violentas y las ciudades donde más se presentan estos hechos.

"El mayor número de lesiones se ha producido los fines de semana, entre viernes, sábado y domingo. Las ciudades con mayor número de lesionados han sido Bogotá, Ibagué, Cartagena, Valledupar", aseguró el oficial.

El lanzamiento de piedras y objetos contundentes es la agresión que más se repite contra los uniformados. Una persona que agreda a un policía podría enfrentarse a una pena de 4 a 8 años de prisión, además de una multa por violar el Código de Policía. 

Convierta a Noticias Caracol en su fuente de noticias Convierta a Noticias Caracol en su fuente de noticias