colombia
5:12 am - 8 de Mayo de 2017

La paz nunca llegó a Chocó: ELN y bandas criminales ocuparon territorios dejados por las FARC

Por: 
Noticiascaracol.com

Aunque sus pobladores votaron masivamente por el sí en el plebiscito, aún viven con miedo y padecen consecuencias de la guerra.

En Chocó muchas cosas no cambian: los controles militares son rigurosos y sus habitantes siguen viviendo bajo la zozobra de la guerra. ¿Dónde está la paz?, se preguntan.

“Esa teoría que existía de que los espacios que dejaban las FARC iban a ser cooptados por otros actores, lo estamos viviendo, por eso creemos que la intensidad del conflicto se está acrecentando de manera preocupante”, asegura Máximo Copete, líder comunal.

En Medio San Juan, donde el río es una de las vías de acceso más efectivas, la tensión es evidente. Habitantes denuncian que existen puntos en los que no se puede hablar, son sometidos a requisas y su vida corre peligro.

“En cualquier momento se forma un enfrentamiento y quedamos en la mitad”, advierten.  

Bertulio Caisamo, gobernador indígena de una comunidad del Alto Baudó, cuenta que dejaron sus tierras en medio de los enfrentamientos de estos nuevos grupos armados. Huyeron con sus niños y  allí, en medio del desplazamiento, sobreviven y pasan hambre con sus familias.   

“En el Chocó, donde más se han sufrido los rigores de la guerra, dijimos en un 98% sí a la paz y sin embargo, seguimos huyéndole a las balas, abandonando los territorios, eso es  una paradoja”, dice el padre Jaime Zapata, vicario pastoral indígena.

Esta situación es insostenible, más si en el panorama se ve pasar grupos paramilitares que quieren enfrentarse con guerrilleros del ELN.

Aún más complejo es este problema cuando se tiene en cuenta que el frente de guerra del ELN que opera en Chocó no apoya los diálogos de paz en Quito.

“Dicen respetamos la disciplina del ELN, pero nosotros votamos en contra de las negociaciones y hay un peligro enorme de que esta fuerza no respalde un posible acuerdo con el ELN”, afirma León Valencia, director de la Fundación Paz y Reconciliación, que hace una monitoreo permanente en el Chocó.  

Un acuerdo humanitario es urgente. Defensoría del Pueblo ha lanzado varias alertas tempranas por posibles desplazamientos en las subregiones del bajo San Juan y bajo Calima, el medio San Juan, Baudó,  el bajo y alto Atrato y el Darién chocoano.

“La paloma se te fue y en la mano la tuviste”, en los melancólicos cantos de alabados que interpreta Cruznelia Murillo está el temor de los desplazamientos, el dolor de una guerra que parece no tener final.

Ver Comentarios

d