Publicidad

Publicidad

Publicidad

240x30push.png
#EstáEnTusManos Quiero recibir notificaciones con las noticias más importantes de Colombia y el mundo.
Activar
Ahora no

Publicidad

Murió Lucho, el mejor policía de Colombia

policia_3.jpg

Como agente de inteligencia, arriesgó su vida para infiltrarse en peligrosas organizaciones. Pero perdió su última misión, ganarle la batalla al cáncer.

Noticias Caracol lo acompaño el día de la premiación, cuando recibió fuertes y enérgicos aplausos.

Vea más:

 

Lucho, el mejor policía de Colombia, libra ahora una batalla sin balas El apodo de Lucho genera sentimientos de venganza por parte de varios criminales que gracias a su trabajo de infiltración están en la cárcel.

El agente de inteligencia de la Dipol antes de ser policía quería ser sacerdote.

Publicidad

A los 20 años asumió uno de los trabajos más riesgosos y difíciles. Ser agente de inteligencia y meterse en la boca de muchos lobos que le estaban haciendo daño a esa comunidad que él prometió servir y defender.

“Usted tiene que tener nervios de acero de verdad porque es infiltrarse, adoptar nuevas personalidades y estar hasta siete meses cerca del enemigo. Yo no me logro imaginar cómo se logra salir de esas selvas del Chocó y Antioquia”, contaba Lucho.

Esos nervios de acero y su berraquera le permitieron declararles la guerra a los terroristas.

“La lucha contra el terrorismo es difícil, más cuando en un momento se trata de dejar de pensar quién era yo y decir yo no soy Luis Eduardo, sino que tengo que manejar una fachada para salvaguardar mi vida y la de mi familia”, narraba.

Publicidad

“Fue un gran hombre de inteligencia, que hizo muchísimas misiones encubiertas, viajando por zonas muy difíciles del país. Ubicó a grandes objetivos que en ese momento eran requeridos por la justicia colombiana”, señaló Jorge Vargas, director de la Dijín.

Por cuestiones de la vida enfrentó una batalla diferente, contra una enfermedad, un cáncer.

El tesón, su valor y su dedicación le valieron ser reconocido, entre 180 mil hombres, como el Mejor Policía de Colombia.

Ese día reveló que con el dinero le compraría un hogar a su hija. “No sé en qué momento las cosas cambien de destino y yo ojalá pueda darle una casita a mi hija y ella pueda acordarse de su padre”.

No sólo su familia se acordará de este padre y agente de inteligencia, también los colombianos que hoy le reconocen su lucha y sacrificio.

Convierta a Noticias Caracol en su fuente de noticias Convierta a Noticias Caracol en su fuente de noticias

Publicidad

Al continuar la navegación, el usuario autoriza que el portal web, propiedad de Caracol Televisión S.A., haga uso de Cookies de acuerdo con esta Política.
ENTENDIDO