colombia
10:57 am - 28 de Enero de 2016

Saliente defensor del Pueblo dice ser víctima de un “burdo montaje”

Por: 
Noticiascaracol.com

El saliente defensor del Pueblo, Jorge Armando Otálora, calificó de "artificial escándalo mediático" las acusaciones de supuesto acoso laboral y sexual a su exsecretaria privada que lo llevaron a renunciar al cargo.

"Lamentablemente un artificial escándalo mediático puesto en marcha en mi contra en las últimas semanas, a través de verdades a medias hábil y perversamente manipuladas pretenden empañar no solo mi nombre y mi trayectoria profesional sino que amenaza de manera grave con afectar el desempeño de la institución", dijo Otálora en una declaración a los medios de comunicación.

Otálora, quien estaba al frente de la Defensoría desde el 2 de septiembre de 2012, envió ayer una carta de renuncia al presidente de la Cámara de Representantes, Alfredo Deluque, cuatro días después de que se revelara el aparente acoso.

El ahora exdefensor aseguró que si bien tiene "la certeza de que personas inescrupulosas están engañando al país con información fragmentaria y distorsionada" no puede permitir que su legítimo derecho a defenderse "afecte a la Defensoría" mientras las autoridades adelantan las investigaciones del caso y "corroboran que se trata de un burdo montaje".

El escándalo que le costó el cargo a Otálora salió a la luz pública el pasado sábado con la publicación en la revista Semana de una columna del periodista Daniel Coronell en la que reveló que la abogada Astrid Helena Cristancho, quien renunció al puesto de secretaria privada del defensor en noviembre de 2015, denunció que fue víctima de acoso laboral y sexual por parte de su jefe.

Noticias Caracol presenta el documento de la dimisión de Otálora: 

[[{"fid":"176249","view_mode":"default","fields":{"format":"default","field_file_image_alt_text[und][0][value]":"","field_file_image_title_text[und][0][value]":""},"type":"media","attributes":{"class":"media-element file-default"}}]]

En una declaración ante la Fiscalía en diciembre pasado cuyo contenido fue publicado por emisoras de radio, Cristancho manifestó que desde que comenzó a trabajar en la Defensoría del Pueblo, en julio de 2013, empezó "a soportar el estilo hostil, agresivo e irrespetuoso con que el señor Otálora ejerce su liderazgo".

En respuesta, Otálora explicó que lo ocurrido con Cristancho fue "una relación libre, de mutuo acuerdo, entre dos personas solteras, duró más de un año (...) tuvimos unos momentos muy bonitos (...). Todo lo que hace una pareja normal".

Este jueves Otálora calificó de paradójico el haberse empeñado en proteger los derechos de los más vulnerables en Colombia mientras hoy debe "resignarse" al "sacrificio de derechos tan elementales y sagrados como el de mi intimidad, el debido proceso y la presunción de inocencia".

Sin embargo, puntualizó que tiene "claro que las instituciones están por encima de los intereses individuales", por lo que decidió renunciar "irrevocablemente a partir de la fecha al cargo de defensor del pueblo" para el que fue elegido por el Congreso de la República. 

Escándalo sexual

El escándalo que finalmente separó a Otálora de su cargo estalló por una columna del periodista Daniel Coronell en la revista Semana que revelaba una acusación en contra el defensor del Pueblo por presunto acoso sexual a su exsecretaria privada Astrid Helena Cristancho.

En el texto, y con previa autorización de la mujer, se hicieron públicos varios mensajes de chat que Otálora envió a Astrid en los que se evidencian presuntas intenciones malsanas para con su subalterna.

Ver Comentarios

d