Publicidad

Publicidad

Publicidad

240x30push.png
#EstáEnTusManos Quiero recibir notificaciones con las noticias más importantes de Colombia y el mundo.
Activar
Ahora no

Los argumentos con los que la Fiscalía se contradice en los casos Uribe y Cadena

Las posiciones enfrentadas son las de los fiscales Gabriel Jaimes, que pidió la preclusión del proceso del expresidente, y Daniel Hernández.

Álvaro Uribe y Diego Cadena

Para pedir el cierre de la investigación al expresidente Álvaro Uribe Vélez el fiscal Gabriel Jaimes dejó sin piso una investigación de la misma Fiscalía y le lanzó un salvavidas al abogado Diego Cadena.

La Unidad Investigativa de Noticias Caracol reconstruyó cómo los dos testigos que fueron claves para que el ente investigador llevara a juicio al abogado del expresidente son los mismos que ahora cuestiona.

Fiscalía vs. Fiscalía en casos Uribe y Cadena

Durante dos semanas, el fiscal Gabriel Jaimes cuestionó la versión que entregaron a la justicia Carlos Enrique Vélez y Juan Guillermo Monsalve, los dos testigos más importantes en contra del expresidente Álvaro Uribe Vélez y contra su abogado Diego Cadena.

“Monsalve le mintió a la Sala de Instrucción de la Corte Suprema de Justicia”, argumentó Jaimes.

Vea también:

La arremetida en contra de los testigos choca con la valoración que hizo la Corte Suprema, pero lo más sorprendente es que es contradictoria con la investigación que adelantó la misma Fiscalía cuando llevó a juicio al abogado Cadena por los delitos de soborno y fraude procesal.

Publicidad

¿Cómo dos personas que no se conocen, que están privados de la libertad, que están en cárceles distintas, refieren solicitudes idénticas con ofrecimientos distintos. Uno, de beneficios judiciales, y otro de pagos dinerarios".
dijo Daniel Hernández, fiscal del caso Diego Cadena, en julio de 2020.

El investigador en esa fecha pidió medida de aseguramiento contra Cadena.

Al lanzarle un salvavidas al expresidente Uribe, el fiscal Jaimes también dejó herido de muerte el caso de Cadena. ¿Cómo se dio ese choque en la misma Fiscalía?

La principal discrepancia está en las más de 20.000 interceptaciones telefónicas ordenadas por la Corte Suprema de Justicia.

“Las múltiples interceptaciones telefónicas al doctor Álvaro Uribe, al doctor Diego Cadena, entre ellos, y con otras personas. Siempre hubo un afianzamiento de las ideas de verdad, de las ideas de apego al ordenamiento jurídico, de ausencia de beneficios o de dádivas”, expresó Jaimes.

El fiscal precisó que solo hasta una publicación del periodista Daniel Coronell, en la revista Semana, Cadena supo el 27 de mayo de 2018 que estaba siendo interceptado por la Corte Suprema.

Publicidad

“Por supuesto de ahí en adelante, cualquier grabación perdía genuidad y espontaneidad. Pero también implica que las grabaciones anteriores, sí esas grabaciones estaban dotadas de autenticidad y espontaneidad”, añadió.

¿Cuándo supieron que la Corte estaba grabando?

Sin embargo, el fiscal Hernández no piensa lo mismo; señaló que los interlocutores sabían que la Corte les seguía los pasos desde febrero de 2018.

Tenía infiltrada toda la investigación de la Corte. Sabía todo de antemano, conocía cada uno de los movimientos, tenía pleno acceso a la información reservada de la Corte Suprema de Justicia y que el mismo Juan Guillermo Monsalve había generado denuncia contra Cadena por los hechos”, detalló Hernández en julio de 2020.

El fiscal Jaimes no la tendrá fácil ante la jueza que decidirá si precluye o no el proceso contra Uribe, y menos si se tiene en cuenta que ya hubo un juez que al revisar el caso de Cadena dio su primer aval a evidencias que hoy se cuestionan.

Entre ellas, las interceptaciones telefónicas.

Publicidad

Todo el tiempo, el despacho nota que hay un énfasis en decir: pues que diga la verdad, que diga la verdad, que diga la verdad. Si a eso se le suma el conocimiento previo de las interceptaciones, el despacho entenderá entonces que tales comunicaciones se encuentran en el marco de conocimiento previo de que se estaban siendo objeto de esta investigación”, dijo en agosto 6 de 2020 el juez 35 de control de garantías de Bogotá, que ordenó la medida de aseguramiento contra Cadena.

Otra de las diferencias fundamentales entre el fiscal Jaimes y Hernández gira alrededor de quién dio el primer paso, ¿Cadena o Monsalve?

“Son dos paramilitares condenados que fueron buscados, su búsqueda se realizó directamente por el abogado Diego Cadena con el fin de hacer ofrecimientos y pagos dinerarios”, señaló en audiencia el fiscal Hernández en julio de 2020.

Contrario a ello, Jaimes refirió: “Queda reevaluado el criterio de acecho al que era sometido Monsalve desde 2017 para que presuntamente se diera o se forzara una retractación en favor de Álvaro Uribe. En cambio, sí demuestra que la iniciativa sobre la posible retractación de Monsalve a sus acusaciones sobre los hermanos Uribe Vélez provino del mismo Monsalve”, dijo.

Jaimes le quita cualquier validez a una grabación que hizo Juan Guillermo Monsalve en la cárcel La Picota, en la que dice "lo que yo digo, redactemos el hp documento", y dándole credibilidad a la versión de Cadena concluye que la grabación fue editada para ocultar quién buscó a quién.

“Aquel video fue editado porque no aparecen aspectos neurálgicos como que Monsalve ofreció la retractación”, aseguró Jaimes.

Publicidad

Lo paradójico es que la grabación, así como las fotografías en la cárcel La Picota, son piezas centrales de la acusación que el fiscal Hernández adelanta contra el abogado Cadena.

Sin embargo la gran sorpresa la dio Jaimes frente al testimonio de Carlos Enrique Vélez, alias ‘Víctor’, quien aseguró que Cadena le pagó por cambiar su versión ante la justicia y entregó recibos para soportar los pagos.

¿Pretender llamar viáticos a 48 millones de pesos? ¿Pretender llamar ayuda humanitaria a una suma de casi 48 millones? No es creíble, basado en un tema de reglas de la experiencia y la lógica, que dos abogados que hayan conocido que estaban siendo víctimas de extorsión de un presunto testigo de un proceso penal, no lo hayan informado a las autoridades ante las cuales rendiría testimonio”, cuestionó en su momento Hernández.

Jaimes no quiso entrar al fondo del porqué de los pagos y señaló que el abogado deberá rendir sus cuentas ante la justicia.

Sin embargo, cuestionó seriamente a Vélez y uno de sus argumentos centrales fue que antes de iniciar este proceso, en diciembre de 2016, Vélez ya había denunciado ofrecimientos ilegales para hablar en contra de Uribe.

“El cambio de versión de Carlos Enrique Vélez ante la Sala de Instrucción a la Corte Suprema de Justicia fue motivado específicamente por sus intereses personales y marcados en sus intereses económicos”, manifestó Jaimes.

Publicidad

Él mismo desconoce evidencias que sí tuvo en cuenta la Corte Suprema de Justicia cuando le puso la lupa a consignaciones por más de 5 millones que recibió el abogado de Vélez de parte del exsenador Mario Uribe entre 2015 y 2016.

"Lo claro es que la relación con este testigo es de vieja data y para realizar diversas declaraciones según la conveniencia, no solo a favor de los hermanos Uribe Vélez sino también de su primo Mario Uribe", dijo.

De ser acogidos los argumentos de Jaimes, el caso volverá a un estado similar al del año 2012, cuando el expresidente Uribe denunció al senador Iván Cepeda.

Le puede interesar: Fiscal Jaimes pide investigar a Iván Cepeda por supuestos delitos contra la administración pública

✔️ Síganos en Google Noticias con toda la información de Colombia y el mundo. ✔️ Síganos en Google Noticias con toda la información de Colombia y el mundo.