#lomástrinado
4:54 pm - 16 de Julio de 2017

Comunidad se organiza para cuidar a Pesesín, el pescadito que no pudo ir de vacaciones

Artículo

Su dueña lo dejó en la entrada de su edificio pidiendo ayuda para alimentar a su mascota una vez al día. Sus vecinos hicieron más que eso.

Yurena Sabio, una chica española de 16 años, salía de la ciudad por unos días y no podía llevarlo. Así que imprimió una hoja pidiendo ayuda y una tabla para marcar cada comida por día.

Los vecinos tomaron el tema con simpatía y “adoptaron” a Pesesín.

No solo se encargaron de ponerle su ración, sino que alguien se tomó el trabajo de cambiar su agua.

“Se le cambió el agua a Pesesín el lunes 3 y mientras tanto estuvo nadando un poco en el lavabo. Pasolo estupendo”, escribió.

Otra persona también le cambió el agua el día 7.

Además, al parecer el pescadito no comió el domingo 9 pues se agotó el alimento. Así que los vecinos del cuarto piso le compraron más.

La historia la dio a conocer una de las residentes del lugar con un trino, que se volvió viral.

Nuria on Twitter

Incluso la Policía española lo ha tomado como un ejemplo de cuidado a las mascotas.

Policía Nacional on Twitter

La más sorprendida fue la propia Yurena, quien al regresar puso un aviso de agradecimiento y explicó que la comida que había dejado era para un mes, por lo que tendría que poner a Pesesín a dieta. 

Yurena Sabio on Twitter

 

Ver Comentarios

d