#lomástrinado
5:17 pm - 5 de Julio de 2019

Mariam, la bebé dugongo que enloquece de ternura a Tailandia

Por: 
Noticiascaracol.com

Como los demás de su especie, en vías de extinción, es pacífica y herbívora. Sus cuidadores la arrullan y le dan leche hasta que pueda valerse por sí misma.

Tailandia está sobrecogida de cariño por una cría de dugongo huérfana llamada Mariam, que se convirtió en una celebridad cuando una foto abrazando a su cuidadora se convirtió en viral.

El animal está en peligro de extinguirse y solo quedan 200 ejemplares en aguas tailandesas. La cría, de seis meses, había sido encontrada atascada en una playa en la isla de Ko Poda, en abril pasado.

Las fotos, publicadas por National Geographic Tailandia, muestran a la hembra de dugongo, una especia marina similar al manatí, en un abrazo con una bióloga marina.

Mariam significa ‘dama de los océanos’ en dialecto tailandés.

Desde que se volvió viral, usuarios de las redes sociales han creado historietas, le envían mensajes y el Departamento de Recursos Marinos y Costeros de Tailandia la nombró la ‘consentida de la nación’.

 

“กล่อมน้อง น้องก็นอนหลับสบายคาอกพี่” ท่าเด็ดประจำวัน ทีมสัตวแพทย์โชว์การกล่อมน้องมาเรียม หลังจากกินนมอิ่มแล้ว จะใช้หลังแขนลูบไปตามลำตัวของมาเรียม เพื่อผ่อนคลายลดความเครียด ช่วยให้ระบบย่อยอาหารทำงานดี ซึ่งทุกครั้งที่ทำ น้องมาเรียมจะเพลินและหลับคาอกพี่เลี้ยงทุกที Zzzzzzzz #มาเรียม #ยามีล #พะยูน #dmcrth

Posted by กรมทรัพยากรทางทะเลและชายฝั่ง on Friday, July 5, 2019

El departamento la trasladó hasta la isla de Tungka Bay, en la isla de Ko Libong, para ser supervisada y alimentada a mano de leche y algas marinas.

Hasta ahora, el mayor reto para los científicos es nutrirla ya que el animalito tiene problemas encontrado las algas y desenterrándolas en el fondo del mar.

Además, las hembras de dugongo alimentan a sus bebés mientras nadan, algo que los biólogos no pueden hacer.

En su nueva casa, Mariam normalmente nada cerca de los kayaks que utilizan los biólogos para monitorearla, lo que indica que seguramente busca una compañía maternal.

Se espera que en un año pueda ser liberada en su hábitat natural, un mar plagado de amenazas, muchas de ellas provocadas por los humanos.

Ver Comentarios

d