medellín
5:31 am - 11 de Julio de 2017

Así cayó el jefe del Clan Aguilar, señalado como ‘El nuevo patrón del mal’

A su banda, que actuaba en Antioquia y Córdoba, le atribuyen más de 50 homicidios.

En un video de seguridad se ve a dos sicarios que se movilizan en una moto. Son del Clan Aguilar.  Van por su objetivo que está en una tienda de Fredonia (Antioquia). Uno de los delincuentes, sin mediar palabra y a plena luz del día, ataca.

La mala puntería del asesino le da unos segundos más de vida a la víctima. Sin embargo, unos metros más adelante el sicario la alcanza, la acribilla y huye.

Días después, en el mismo municipio, otros dos sicarios también a bala asesinan a otro hombre.

Para la Policía, así fue como la banda Los Aguilar en dos años asesinó a por lo menos 50 comerciantes y otros enemigos que no pagaban las extorsiones o se robaban el dinero producto de la venta de alucinógenos en Antioquia y Córdoba.

¿Pero quién estaba detrás de esta ola de crímenes y de la banda Los Aguilar?

Dos agentes de la policía se infiltraron en la red y grabaron incluso cómo extorsionaban al dueño de un taller.

“Yo empecé a trabajar aquí hace ocho meses, parce esto no es mío solo, tengo un socio, tengo que hablar con él, que vea que me cobraron vacuna, si me entiende? Que digan cómo me van a cuadrar, para pagarles eso mensual, porque semanal a mí eso no me da”, dijo la víctima de la llamada vacuna (cobro extorsivo recurrente).

El comerciante, al parecer no pagó y fue asesinado. Los Aguilar también comercializaban estupefacientes en varios municipios de Antioquia y Córdoba.

Otra actividad que llamó la atención de los agentes fue la manera como ‘El patrón’ arrendaba apartamentos y utilizaba a niñas de 15 años para vender las sustancias prohibidas. Una de ellas era su propia hija.

Así se infiltraron los uniformados

“Empiezo a trabaja como mayordomo en fincas para darme a conocer. Pasado un tiempo, lo conozco y me entrega un trabajo menor dentro de la organización Los Aguilar, me pone hacer trabajos, entregas domicilios”, cuenta la fuente, cuya identidad se protege por seguridad.

Y así llegaron hasta el jefe del Clan de Los Aguilar. Se trataba de Wilson Alberto Aguilar Rojas, presunto jefe, quien mezcló a su familia con cargos altos dentro de la organización delincuencial.

Los agentes descubrieron otro negocio. Utilizaban a guardias del Inpec, quienes por 500 mil pesos mensuales ingresaban drogas a algunos penales.

Así quedó registrado en un video, en el que se ve a un hombre que por una ventanilla le entrega un paquete a otro, conocido como ‘Chócolo’, un custodio de una cárcel.

En la grabación, explica un agente, se observa al guardián cuando saca de la bolsa lo que parecer era una dosis de marihuana, enseguida, el funcionario se dirige a una de las celdas y allí se distribuye la sustancia.

Con todas las pruebas, la Policía y 11 fiscales lanzaron la ofensiva contra la estructura Los Aguilar.

‘El patrón Aguilar’ fue contactado por la banda criminal Clan del Golfo para extender sus tentáculos en venta de drogas, extorsiones y crímenes, por lo que recibía cerca de 12 mil millones de pesos anuales.

Fueron detenidas 68 personas, entre ellas cinco guardianes del Inpec.

Ver Comentarios

d