medellín
8:58 am - 9 de Febrero de 2018

Duró enterrado 28 horas con seis hombres más en una mina de Antioquia y este es su relato

Ahora la angustia de Jhon Jairo Murillo, de 43 años, y quien reside en Segovia, es conseguir trabajo, ya que el socavón en el que por poco pierde la vida fue cerrado.

Él y seis hombres más quedaron atrapados 80 metros bajo tierra en el socavón de una mina artesanal de oro llamada Los Mangos, en jurisdicción del municipio de Remedios, nordeste de Antioquia.

Su angustia comenzó poco antes del mediodía del pasado miércoles, cuando se produjo un derrumbe cerca a la bocatoma de la mina, dejándolo atrapado en la oscuridad con apenas algunas provisiones de agua dentro de una galería estrecha.

Él, con 43 años, era el minero con mayor experiencia, por lo que su tranquilidad al advertir que estaban atrapados fue fundamental para llenar de valor a algunos de sus compañeros que comenzaron, horas más tarde, a expresar temor.

Solo hasta varias horas después fueron avisadas las autoridades de Remedios de la emergencia. 28 horas más tarde, y bajo la supervisión de ingenieros de la Secretaria de Minas de Antioquia, Jhon Jairo Murillo fue rescatado con sus compañeros, gracias, entre otras condiciones, a que el equipo de salvamento había logrado proveerlos de oxígeno a través de una manguera.

Ya en su casa, junto a su padre Francisco Murillo quien también es minero desde hace 40 años, manifiesta sentirse preocupado debido a que la mina artesanal en la que trabajaba fue clausurada en las últimas horas por las autoridades.

“Teníamos dos tarritos de agua. Algunos tomaban tragos, otros tomaban menos y otros no tomaban. Teníamos el agua para hidratar el cuerpo mientras nos sacaban del socavón”, cuenta Jhon Jairo Murillo.

“El oxígeno era normal, por eso, creo, estábamos más tranquilos y no teníamos agua dentro de socavón, el piso estaba seco”, recuerda el sobreviviente, quien estaba allí atrapado con hombres de 21, 23 y 25 años. “A ellos yo les decía que mantuvieran la calma. Había un muchacho, Juan, que siempre estaba preocupado y otro muchacho, Sergio, que pensaba mucho en su hijo y en su papá. Le escuchamos decir a Sergio que estaba muy preocupado por su papá porque, en otra ocasión que también había quedado atrapado, cuando lo rescataron su padre se desmayó”.

 

Ver Comentarios

d