Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

240x30push.png
#EstáEnTusManos Quiero recibir notificaciones con las noticias más importantes de Colombia y el mundo.
Activar
Ahora no

Publicidad

Detienen a perpetrador de masacre en Texas que dejó cinco hondureños muertos

Francisco Oropesa, de 38 años, estaba siendo buscado desde hacía cuatro días tras cometer una masacre en Texas, en la cual asesinó a sus vecinos, incluido un niño. Por medio de una llamada anónima delataron su paradero.

masacre en texas.jpg
Las autoridades ofrecían hasta 80.000 dólares para quien diera detalles que permitieran la captura de Francisco Oropesa, principal sospechoso de la reciente masacre en Texas
AFP

Después de cuatro días de búsqueda, la Policía de Estados Unidos detuvo el martes a un ciudadano mexicano sospechoso de perpetrar la masacre en Texas en la cual mató a tiros a cinco vecinos hondureños en Texas . El sujeto fue hallado escondido en un armario.

"Tengo buenas noticias, el sospechoso está bajo custodia (...)", dijo en conferencia de prensa el sheriff del condado de San Jacinto, Greg Capers, en cuya jurisdicción ocurrieron los hechos, tras una operación que desplegó a más de doscientos agentes y que implicó al FBI.

Francisco Oropesa (aunque también había sido identificado como Oropeza), de 38 años, fue encontrado escondido "en un armario debajo de la ropa", e ileso, en una ciudad del condado de Montgomery, a unos 50 km de la escena del crimen, en el norte de Houston, estado de Texas.

"Reconocemos las rápidas gestiones de las autoridades en Estados Unidos para que se imparta justicia", dijo en Twitter el canciller de Honduras, poco antes de que la policía confirmara la captura del sospechoso de la masacre en Texas.

Publicidad

El arresto se produjo alrededor de las 18:45, hora local, después de que el FBI recibió una información anónima detallando su paradero. Las autoridades ofrecían hasta 80.000 dólares para quien diera detalles que permitieran su captura.

"Quiero agradecer a quien haya tenido el coraje y la valentía de llamar y proporcionar la ubicación del sospechoso", dijo el agente del FBI Jimmy Paul en la conferencia de prensa.

Troy Miller, comisionado de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza de EEUU (CBP, en inglés), también agradeció a las autoridades por detener "al sospechoso de los brutales asesinatos del viernes (...) sin incidentes".

Publicidad

"Las acciones de esta noche claramente demuestran que nuestros agentes y oficiales aportan cada día increíbles capacidades para mantener la seguridad de nuestras comunidades", agregó.

"Descansar tranquilos"


El viernes 28 de abril por la noche, en la ciudad de Cleveland, condado de San Jacinto, Oropesa disparó contra cinco miembros de una familia vecina, entre ellos un niño de 9 años, después de que le reclamaron por el ruido que hacía al usar un fusil semiautomático en su jardín, según han narrado sobrevivientes y la Policía.

De acuerdo con las autoridades locales, el sospechoso estaba practicando tiro en su jardín cuando los vecinos le pidieron que dejara de hacer ruido para que un bebé pudiera dormir.

El hombre perpetró la masacre en Texas "como en una ejecución, básicamente en la cabeza", había dicho Capers horas después del crimen.

Publicidad

Entre los sobrevivientes se hallaron tres niños "cubiertos con la sangre de las mujeres que se habían acostado sobre ellos para protegerlos", detalló.

Tras los hechos el hombre huyó y la Policía inició una feroz cacería.

Este martes el sheriff Capers se dirigió a los familiares de las personas asesinadas. "Ahora pueden descansar tranquilos, porque él está tras las rejas y va a pasar la vida entera tras las rejas por matar a esas cinco personas", agregó.

Publicidad

El vicecanciller de Honduras, Tony García, dijo este martes a la AFP que, de las víctimas, una será sepultada en Estados Unidos y los otros cuatro cadáveres serán repatriados en los próximos días, según dispusieron los familiares.

Esta masacre en Texas es el más reciente hecho en una serie de tiroteos en Estados Unidos generados por interacciones domésticas que terminaron mal: un adolescente que tocó a la puerta equivocada al buscar a sus hermanos, una porrista que se equivocó de auto en un estacionamiento o alguien que se detuvo en la casa que no era la suya.

Control de armas


El domingo, el gobernador republicano de Texas, Greg Abbott, publicó un tuit, condenado por sus opositores, en el que llamó a las víctimas "inmigrantes ilegales".

Pero el lunes, a través de su despacho, se retractó y dijo que "una de las víctimas podría haber residido legalmente en los Estados Unidos", según un comunicado de prensa citado por los medios estadounidenses.

Publicidad

Este funcionario, crítico con la administración demócrata del presidente Joe Biden en temas migratorios, desató otra polémica en los últimos meses al transportar en autobús a inmigrantes que ingresaron ilegalmente, llevándolos hacia bastiones demócratas.

Texas, un estado conservador del sur del país donde abundan las armas y su porte es libre, es escenario constante de tiroteos y de crímenes relacionados con armamento.

"Las oraciones por sí solas no son suficientes. El Congreso debe actuar", dijo el lunes la portavoz de la Casa Blanca, Karine Jean-Pierre, pidiendo un mejor control de las armas de fuego.

Publicidad

En lo que va del año se han registrado en el país más de 180 tiroteos masivos, con cuatro o más personas heridas o muertas, según el Gun Violence Archive.

Con más armas de fuego que habitantes, Estados Unidos tiene la tasa más alta de muertes por armas de fuego de cualquier país desarrollado: 49.000 en 2021, frente a las 45.000 del año anterior

✔️ Síganos en Google Noticias con toda la información de Colombia y el mundo. ✔️ Síganos en Google Noticias con toda la información de Colombia y el mundo.
  • Publicidad