Publicidad

Publicidad

Publicidad

240x30push.png
#EstáEnTusManos Quiero recibir notificaciones con las noticias más importantes de Colombia y el mundo.
Activar
Ahora no

Publicidad

“No vamos a dejar que los medios nos intimiden”: senador de Carolina del Sur salió a apoyar a Trump

Hay división en el partido Republicano ante las denuncias del presidente de los Estados Unidos sobre un supuesto fraude electoral. Este es el panorama.

A estas alturas de la contienda en la que aún está por definirse si Donald Trump continúa en la Casa Blanca o Joe Biden se convierte en el nuevo presidente de los Estados Unidos, cada vez es más claro que se está abriendo una grieta en el partido Republicano.

Tras largas horas de silencio interpretadas como falta de respaldo a los reclamos del actual mandatario sobre fraude en las elecciones, surgió una voz de apoyo, la del senador por Carolina del Sur Lindsey Graham. Para él, Donald Trump tiene todo el derecho de cuestionar los resultados.

“La democracia depende de elecciones justas. El equipo de presidente Trump va a tener la oportunidad de denunciar irregularidades en las votaciones. Ellos la merecen. No vamos a dejar que los medios nos intimiden para explorar si la contienda fue justa o no”, dijo el congresista republicano.

Graham prometió que, en un plazo de 48 horas, se presentarán evidencias sobre las irregularidades. Pero, además, donó 500.000 dólares, cerca de 1.900 millones de pesos, para la batalla judicial que se emprendió en varios estados.

Sin embargo, no todos en el partido piensan como él. El poderoso Mitch McConnell, hasta ahora líder de las mayorías republicanas en el Senado, respaldó la legalidad de los votos por correo y la autonomía de los estados para decidir sobre el conteo.

Publicidad

Y mientras McConnell considera que los candidatos deben adaptarse a las reglas, el senador Marco Rubio también se pronunció y lo hizo a través de Twitter. "Tomarse días para contar los votos emitidos legalmente no es fraude", aseguró.

Por medio también de dicha red social, Mitt Romney, el rebelde del partido y constante contradictor de Trump, consideró que el mandatario de Estados Unidos está en su derecho de pedir un recuento, pero que se equivoca al denunciar que las elecciones son corruptas y robadas.

Pase lo que pase, desde el Gobierno o desde la oposición, también el partido Republicano deberá encontrar caminos para zanjar la división.

Convierta a Noticias Caracol en su fuente de noticias Convierta a Noticias Caracol en su fuente de noticias

Vea también:

Publicidad

Al continuar la navegación, el usuario autoriza que el portal web, propiedad de Caracol Televisión S.A., haga uso de Cookies de acuerdo con esta Política .
ENTENDIDO