Publicidad

Publicidad

Publicidad

240x30push.png
#EstáEnTusManos Quiero recibir notificaciones con las noticias más importantes de Colombia y el mundo.
Activar
Ahora no

Publicidad

“Es la luz en la oscuridad”: la historia de bebé que nació en medio de la tragedia en Beirut

George llegó al mundo justo en el momento en el que 2.750 toneladas de nitrato de amonio volaron gran parte de la ciudad. Vea el testimonio de sus padres.

Thumbnail

Una familia recibió un regalo de vida el mismo día en que todo a su alrededor se derrumbaba por las dos explosiones que causaron pánico y desolación en Beirut.

Los padres hablaron sobre el difícil momento en el que dieron la bienvenida a su hijo: “El 4 de agosto fue el nacimiento de George. No olvidaremos lo que pasó".

Celular en mano, Edmond Khnaisser estaba preparado para registrar el nacimiento de su hijo, pero terminó captando el aterrador instante en que la explosión más grande en la historia de Líbano hizo que las ventanas se estrellaran sobre la cama del hospital donde su esposa, Emmanuelle, estaba en trabajo de parto .

Vi la muerte con mis propios ojos. Comencé a sentir '¿se acabó?'. Miraba a mí alrededor y al techo, esperando que cayera sobre nosotros. Pero me dije: tengo que ser muy fuerte, George debe nacer
Emmanuelle Lteif, madre del bebé

El pequeño George llegó entre las tinieblas de un día fatídico a dar esperanza en medio de la zozobra.

"George es muy especial. Es la luz en la oscuridad o el nacimiento entre los escombros”, comenta el padre.

Vea también: Novia fue sorprendida por explosión en Beirut cuando hacía video para su boda

Publicidad

La jefe de residente del hospital, Stephanie Yacoub, recuerda que “no había electricidad y el sol comenzaba a ponerse, así que sabíamos que teníamos que apurarnos. Con linternas de celulares, vino al mundo”.

Una enfermera que atendía el parto murió y, en total, 17 personas perdieron la vida en el hospital St. George ese día y decenas resultaron heridas, incluida la madre de Edmond, quien terminó con seis costillas rotas y un pulmón perforado.

"Pasamos 4 días después de la explosión riendo y llorando. Pensamos que nos volvíamos locos llorando por lo que pasaba a nuestro alrededor, pero felices por George", puntualiza la madre del bebé que se convirtió en un milagro de vida en la desolación en Beirut .

✔️ Síganos en Google Noticias con toda la información de Colombia y el mundo. ✔️ Síganos en Google Noticias con toda la información de Colombia y el mundo.