mundo
3:35 pm - 23 de Octubre de 2017

Estado Islámico ejecutó a 116 personas en Siria tras perder Al Raqa, su principal bastión

Por: 
AFP

Salen a la luz las huellas de lo que fue el reinado del terror de los extremistas. Un floreciente jardín terminó convertido en cementerio.

Los asesinatos tuvieron lugar en la ciudad de Al Qaryatayn, según el Observatorio Sirio de Derechos Humanos, donde durante dos meses los terroristas impusieron un régimen de terror.

En Siria los combates continúan en la provincia de Deir Ezzor, separada en dos por el río Éufrates y fronteriza con Irak.

El último bastión urbano del EI es la ciudad de Bukamal, situada también en la provincia de Deir Ezzor, donde afronta dos ofensivas distintas: una llevada a cabo por el régimen sirio y su aliado ruso, y la otra lanzada por las Fuerzas Democráticas Sirias (FDS), una alianza kurdoárabe respaldada por Estados Unidos.

Según el OSDH, el EI controla por otra parte unos pocos barrios de la ciudad de Deir Ezzor, capital de la provincia homónima, que tenía más de 100.000 habitantes antes del inicio de la guerra en Siria en 2011.

En el resto de Siria, el grupo conserva el control de varios pueblos de la provincia de Hama recapturados y partes del campo de refugiados palestinos de Yarmuk, en el sur de Damasco. Por último, en el sur del país, un grupúsculo que juró lealtad al EI, el Ejército Jaled ben al Walid, sigue activo.

Conozca más de este tema:

Estado Islámico perdió la ciudad de Raqa, que consideraba su capital...

 

Ver Comentarios

d