mundo
1:58 pm - 21 de Mayo de 2015

Milenaria ciudad de Palmira, en Siria, cayó en poder del Estado Islámico

Por: 
NoticiasCaracol.com / EFE

La aviación siria lanzó este jueves varios ataques contra distintas zonas de la ciudad monumental de Palmira, en el centro de Siria, después de que el grupo terrorista Estado Islámico (EI) tomara ayer su control, según el Observatorio Sirio de Derechos Humanos.

La ONG no precisó si estos bombardeos causaron bajas o daños materiales en esa área.

Desde que los extremistas se hicieran con el dominio total de la urbe tras la retirada de las fuerzas gubernamentales, que ayudaron a la evacuación de los civiles, se desconoce cuál es la situación en el interior de la localidad y en su parte antigua, ubicada en su periferia suroccidental.

Al menos 462 personas han muerto durante la semana que ha durado la ofensiva del EI contra Palmira y otras zonas del este de la provincia central siria de Homs.

Tras esta conquista, los yihadistas controlan ya más del 50 % del territorio sirio, lo que equivale a una superficie de 95.000 kilómetros cuadrados.

Las autoridades de las antigüedades sirias calificaron ayer de desastre la irrupción del EI en las ruinas del Palmira, aunque previamente consiguieron sacar un centenar de estatuas que han sido llevadas a lugares seguros.

Situada en un oasis, Palmira fue en los siglos I y II d.C. uno de los centros culturales más importantes del mundo antiguo y punto de encuentro de las caravanas en la Ruta de la Seda, que atravesaban el árido desierto del centro de Siria.

Antes del inicio de la contienda en el país, en marzo de 2011, sus ruinas eran una de las principales atracciones turísticas del Estado árabe y de la región.

La directora general de la UNESCO, Irina Bokova, subrayó hoy que la destrucción deliberada del enclave arqueológico sirio de Palmira por parte del grupo terrorista Estado Islámico (EI) supondría un "crimen de guerra" y una pérdida "enorme" para la humanidad.

"Pertenece a todo el mundo y creo que todos deberían estar preocupados por lo que sucede. (...) Su destrucción sería no solo un crimen de guerra, sino una pérdida enorme para la humanidad", señaló la representante de la Organización de la ONU para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO) en un vídeo colgado por su organismo.

Situada en un oasis, Palmira fue en los siglos I y II d.C. uno de los centros culturales más importantes del mundo antiguo y punto de encuentro de las caravanas en la Ruta de la Seda, que atravesaban el árido desierto del centro de Siria.

Como consecuencia de ese intercambio, según Bokova, en Palmira se ve "una extraordinaria mezcla de cultura y arte", y ese enclave, cuyas ruinas están incluidas en la lista del Patrimonio de la Humanidad de la UNESCO, refleja "que todas las culturas se enriquecen unas a otras".

"Lanza un mensaje extraordinario en un momento en que queremos una mayor tolerancia y entendimiento entre la gente", indicó la directora general de la UNESCO.

Un día después de haber solicitado un alto el fuego inmediato en esa ciudad siria, Bokova renovó ese llamamiento y pidió una movilización "total" y en esa misma línea por parte de la comunidad internacional, con el objetivo, subrayó, de evitar su destrucción.

Ver Comentarios

d