Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

240x30push.png
#EstáEnTusManos Quiero recibir notificaciones con las noticias más importantes de Colombia y el mundo.
Activar
Ahora no

Publicidad

Venta de niños y bebés en Afganistán: la dolorosa cara de la hambruna y la crisis

La pobreza y la sequía afectan a más del 80% de la población, por lo que muchas familias ven en esto la única forma de sobrevivir al crudo invierno que se avecina.

Venta de niños y bebés en Afganistán: la dolorosa cara de la hambruna y la crisis

La crisis económica, la hambruna y el caos generado por la toma del poder por parte de los talibanes en Afganistán ha llevado a varias familias al borde a la desesperación. Tanto, que algunos han tomado la devastadora decisión de entregar a sus hijos.

Zinet, a los seis años enfrenta una realidad devastadora. Su familia es una de muchas en Afganistán que, debido a los efectos de la crisis económica y humanitaria que atraviesa el país, se ha visto obligada a hacer lo impensable: vender a sus bebés y niños para sobrevivir.

“Mi abuela quiere venderme. No podemos encontrar pan para comer. Acepté todo lo que dijo mi abuela”, dice la pequeña.

La familia de Zinet tomó la dura decisión de ponerla a ella y a su hermana en venta cuando su tío, quien se ocupaba de los gastos del hogar, se enfermó y tuvo que ser hospitalizado.

Publicidad

“Luchamos contra la pobreza día y noche. Con la sequía de este año, no tenemos nada para comer en nuestra casa. Llevamos viviendo aquí unos seis meses y nadie nos ha ayudado. no podemos encontrar trabajo", dice Ruhshana Samimi, abuela de Zinet.

Otros venden a los niños con la esperanza de salvarlos de la muerte durante el invierno inclemente que se avecina.

“Aquí nacieron alrededor de cuatro o cinco bebés y luego murieron a causa del frío. Estamos en situaciones muy difíciles”, explica Halima.

Publicidad

La pobreza y una sequía que afecta a más del 80% de la población ha aumentado la hambruna en Afganistán, por lo que varias familias ven esta acción como la única forma de no morir de hambre. El panorama es desolador: según la Organización de las Naciones Unidas para la agricultura y la alimentación, más 22 millones de habitantes del país asiático sufrirán inseguridad alimentaria este invierno.

En otras noticias del mundo: Huyendo de enjambre de abejas se lanzó a un lago y murió atacado por pirañas

  • Publicidad