Publicidad

Publicidad

Publicidad

240x30push.png
#EstáEnTusManos Quiero recibir notificaciones con las noticias más importantes de Colombia y el mundo.
Activar
Ahora no

Publicidad

¿Subir IVA al café, sal, azúcar y chocolate? Crece preocupación en Congreso sobre reforma tributaria

El gobierno recibe cuestionamientos a la propuesta de gravar más artículos que hasta hoy han sido considerados básicos. Las críticas vienen incluso del Centro Democrático.

Si usted consume café, chocolate, sal o azúcar, prepárese porque no importa en donde viva o a que estrato pertenezca tendría que pagar más por esos productos en caso de que la reforma tributaria del gobierno pasa en el Congreso.

“Ponerle IVA a la sal y el café es un despropósito. Desde siempre la sal ha sido considerada un producto básico”, indica el exministro de Hacienda Juan Camilo Restrepo.

La reforma trae consigo un aumento del IVA para estos y más productos que, según el viceministro de Hacienda, Juan Alberto Londoño, no pertenecen a la canasta básica de los colombianos. La fórmula, sin embargo, no cae bien en algunos miembros del partido de gobierno.

“Hay que tener cuidado de no afectar a las clases populares y clase media que ya han sido golpeadas por la pandemia”, indicó la congresista del Centro Democrático Paola Holguín.

Los gremios del sector de alimentos creen que la reforma traería más pobreza a los hogares colombianos.

Publicidad

Así lo afirman los cafeteros:

Decir que el café no es un alimento básico es desconocer la importancia de su consumo en todos los estratos de la población. ¿Y los nuevos emprendimientos?

El sector cacaotero también se pronunció.

“Los productores se encontrarían muy desestimulados y también se perdería un gran trabajo que se ha hecho a lo largo y ancho de la geografía nacional en la sustitución de cultivos ilícitos”, explicó Eduard Baquero, presidente de Fedecacao.

Dirigentes políticos como el exvicepresidente Germán Vargas Lleras, en su columna del pasado domingo en el diario El Tiempo, calificó la reforma como un despropósito nacional.

El riesgo de tramitar una reforma en plena campaña electoral es descomunal. Surgirán toda suerte de propuestas populistas. Esta reforma es el verdadero despropósito nacional

Publicidad


En resumidas cuentas, es tal la encrucijada en la que está el gobierno que por primera vez una reforma tributaria, tal vez la más necesaria para las finanzas del país en los últimos tiempos por la crisis que ha dejado la pandemia, pone del mismo lado a los más diversos espectros políticos e ideológicos del país.

“Nos preocupa cargar la tributación aún más a la clase baja de nuestro país o incluso los pensionados, no tiene ninguna presentación”, señaló John Milton Rodríguez, senador del partido Colombia justa y libres.

“Qué desacierto es que los huevos, el pollo y la leche pasen de régimen exento a excluido; eso es beneficiar al producto importado y aumentar el desempleo en nuestro país”, indicó por su parte el senador Richard Aguilar, de Cambio Radical.

“Hay temas que nos preocupan como el gravamen a las pensiones, no queremos que se graven las pensiones. Daremos una discusión y estaremos en un estudio profundo de todos los puntos”, expresó por su parte el representante conservador Juan Carlos Wills.

“No quiere decir que porque requerimos de los recursos vamos a meterle la mano a los bolsillos a los más necesitados”, afirmó por su parte el liberal Fabio Arroyave.

Lo cierto es que con las explicaciones que el viceministro de Hacienda dio este lunes a diferentes medios radiales, el poco apoyo que podía tener esta propuesta de reforma en un año preelectoral pareciera estar desmoronándosele al Ejecutivo.

Convierta a Noticias Caracol en su fuente de noticias Convierta a Noticias Caracol en su fuente de noticias