Publicidad

Publicidad

Publicidad

240x30push.png
#EstáEnTusManos Quiero recibir notificaciones con las noticias más importantes de Colombia y el mundo.
Activar
Ahora no

Vacunarse contra COVID-19 no solo protege a la persona, vea los otros efectos que tiene

También disminuye la posibilidad de nuevas variantes, reduce la ocupación UCI y la presión en el sistema de salud e impactaría en la actualización de las vacunas.

se puede grabar la vacunación contra el coronavirus.jpg

Vacunarse contra el COVID-19 no solo impacta su salud al disminuir la probabilidad de tener síntomas severos. Cada vacunado suma y eso impacta de manera muy positiva, por ejemplo, en el sistema y el talento en salud.

“Se ven unas diferencias importantes en mortalidad y admitidos en las UCI. Para EE. UU., con el inicio de la vacunación observamos que el comportamiento se invirtió y en este momento la pandemia está focalizada en los grupos más jóvenes y sin vacunas. Es por esto que hemos denominado el momento actual como la pandemia de los no vacunados”, dice Andrea Ramírez, médica epidemióloga y salubrista de la Universidad de los Andes.

Igual pasa en Colombia, en donde la mortalidad en los mayores de 70 años ha disminuido y ahora se concentró en los menores de 69 sin vacunar.

Si aún hay dudas hay que revisar estos datos contundentes del Reino Unido.

Se estima que desde que se inició la vacunación hasta finales de marzo de 2021 se salvaron 10.400 personas, se evitaron 10.400 muertes en personas de 60 años o más, y esto refleja un impacto real de vacunación en un país con más de 129 mil muertos y que hoy reporta menos de 15 muertos diarios”, indica la doctora Ramírez.

Son vidas que se salvan, familias que permanecen unidas y menos ocupación en hospitales para poder atender todas las necesidades de una población. Pero ahí no termina el impacto positivo de la vacunación, múltiples estudios, y lo que pasa en varios países, evidencian por ejemplo el efecto en la propagación del virus.

Publicidad

“La vacunación se convierte en la estrategia más poderosa para poder evitar la propagación del virus. En países donde la variante delta es dominante y han tenido que regresar al uso de tapabocas ha sido por personas que decidieron no vacunarse. Es el problema actualmente en EE. UU.; hay vacunas disponibles pero la gente no se está vacunando”, señaló Juan David Ramírez, director del centro de investigación microbiológica de la Universidad del Rosario.

Le puede interesar:

· ¿Se está perdiendo el control del coronavirus en Estados Unidos? Esto dicen expertos

No se puede olvidar que entre menos se propague el virus, menos opción se le da a que aparezcan nuevas variantes de importancia, nuevos picos e incluso impactaría en la necesidad de actualizar o no las vacunas.

En resumen, cada esquema de vacunación que se completa y cada persona protegida es un paso adelante en la salida a esta crisis.

✔️ Síganos en Google Noticias con toda la información de Colombia y el mundo. ✔️ Síganos en Google Noticias con toda la información de Colombia y el mundo.