Advertisement

Advertisement

Advertisement

240x30push.png
#EstáEnTusManos Quiero recibir notificaciones con las noticias más importantes de Colombia y el mundo.
Activar
Ahora no

Advertisement

En Tuluá también rinden homenaje a dos vallecaucanos fallecidos en atentado en la General Santander

Familiares de los dos cadetes, incluidos entre los 23 muertos que dejó el ataque con carro bomba, recuerdan a estos héroes un año después del hecho.
La familia paterna de Alfonso Mosquera Murillo, deportista de la Liga Vallecaucana de Altletismo y una de las víctimas del atentado en la Escuela de Cadetes de Policía "General Francisco de Paula Santander", perpetrado el 17 de enero de 2019, recuerda con nostalgia al joven cadete.
“Nadie puede creer que se haya ido Alfonso, o sea, que lo hayamos perdido, la alegría de la familia, y, así, de la nada, que se haya ido, nos haya dejado solos”, asegura su prima Hellen Murillo.
Hellen describe a Alfonso Mosquera como un joven dedicado, pues su disciplina en el lanzamiento de disco lo perfilaba como una promesa en el deporte. Dice que sus amigos y vecinos lo recuerdan por su simpatía.
“Le gustaba bailar, era muy alegre, le gustaba compartir, era amigo de todos”, rememora.

Diego Alejandro Pérez fue el otro vallecaucano que perdió la vida en el atentado, llevaba 18 meses en Bogotá persiguiendo su sueño de vestir de oliva, tal como lo hizo su padre durante 24 años como integrante de la Policía Nacional.
“Realmente, él veía su sueño reflejado en eso, en ser Policía, en ser oficial y lograr cambiar un poco el corazón de las personas, los colombianos”, comenta Diego Pérez, su padre.
Para darle continuidad al sueño de Diego Alejandro y como muestra de compromiso con Colombia, uno de sus hermanos decidió vincularse a la Policía Nacional.
Igualmente, para las familias, luego de un año de dolor y reflexiones, solo queda un mensaje de perdón y un llamado a los violentos.
“Le pedimos al comando central del ELN que haga un mesa de concertación, de diálogo con el Gobierno nacional, y que se eviten estos atentados, que lo único que traen es dolor a nuestras familias, no traen nada más, 54 años de lucha que no ha traído nada”, dice Diego Pérez.
Con una eucaristía y un acto simbólico, la Policía del Valle del Cauca rindió homenaje a los cadetes que perdieron la vida en el atentado del pasado 17 de enero de 2019, junto con 21 personas más, incluido el hombre que lo perpetró.
Vea también:
Último adiós a Luis Alfonso Mosquera: el recuerdo de un cadete deportista y el rechazo al terrorismo El cadete que quiso seguir los pasos de su padre en la Policía y murió víctima de carro bomba

Convierta a Noticias Caracol en su fuente de noticias Convierta a Noticias Caracol en su fuente de noticias