2:13 pm - 25 de Enero de 2020

Inician labores de control ambiental en las reservas naturales y zonas protegidas de Cali

Según las autoridades ambientales, las urbanizaciones, asentamientos ilegales y la minería ponen en riesgo la biota.

En Cali, las autoridades comenzaron un plan maestro para la conservación de los recursos naturales y la fauna silvestre. El objetivo es evitar los asentamientos ilegales en zonas protegidas y la minería.

La prioridad es la protección del río Pichindé, uno de los afluentes que desemboca en el río Cali. Según las autoridades, uno de las principales amenazas para la biota de este espejo de agua son las construcciones no autorizadas.

Para Carlos Eduardo Calderón, director del Departamento Administrativo de Gestión del Medio ambiente, Dagma, es importante “definir unas acciones específicas para ejercer el control ambiental en el territorio y garantizar los servicios que provee la zona”.

Son más de 1.200 hectáreas de fauna y flora que están amenazadas por los asentamientos ilegales y la minería, por lo anterior, cuentan con un plan de manejo para hacer un recorrido por las edificaciones que ponen en riesgo la biota.

“Tenemos un parque nacional con más de 190 mil hectáreas, es demasiado importante para la región, sobretodo en el tema del agua”, comentó Róbinson Tarazona, director de Parques Nacionales Naturales.

Estas labores continuarán, el objetivo es también evitar la urbanización en la zona de los Farallones de la capital del Valle del Cauca.

Vea: 

Vídeo

Preocupación por asentamientos ilegales en las zonas naturales protegidas de Cali

Más contenidos sobre: 
Ver Comentarios

d

X
Publicidad