Publicidad

Publicidad

Publicidad

240x30push.png
#EstáEnTusManos Quiero recibir notificaciones con las noticias más importantes de Colombia y el mundo.
Activar
Ahora no

Publicidad

Noche de terror en Bogotá deja 30 civiles y 16 policías heridos: intentan quemar vivos a agentes

Treinta y cinco CAI atacados y tres incinerados, saqueos a locales comerciales y quema de buses del SITP hicieron parte de la grave jornada. “La violencia debe parar”, pidió la alcaldesa.

La noche del 4 de mayo terminó con 30 civiles y 16 uniformados heridos, según informaron autoridades de Bogotá.

Asimismo, 25 CAI fueron afectados, de los cuales tres fueron incinerados, 19 vandalizados y tres destruidos completamente.

En uno de ellos, el de La Aurora, intentaron quemar a los policías que estaban en su interior. “A ese nivel de violencia hemos llegado”, lamentó la alcaldesa de Bogotá, Claudia López, al dar un balance de la jornada.

Dijo que debido a los daños causados en Transmilenio, el sistema empezaría a operar a las 6:00 a.m. y cerrará sus puertas a las 3:00 p.m., con un 35% de las estaciones cerradas.

Precisó que 30 civiles resultaron heridos, “milagrosamente ninguno por arma de fuego a pesar de ser una noche tan violenta”.

“Paremos, por favor”, pide la alcaldesa

Publicidad

“Destruir a Bogotá no puede ser una causa, destruirnos a nosotros no puede ser una causa”, manifestó la mandataria capitalina.

Claudia López pidió “a Bogotá y Colombia parar. Llevamos ocho días, de manera francamente milagrosa, hemos logrado que no haya un muerto hasta ahora” en la capital.

En su llamado afirmó que estos actos vandálicos no tienen razón de ser. “Paremos, por favor, deliberemos, dialoguemos”, suplicó.

Asimismo, insistió en que Bogotá “no ha sido ni será militarizada” y seguirá apoyándose en la fuerza policial.

Sobre las movilizaciones convocadas para este 5 de mayo, afirmó que la noche del martes “ha demostrado que ninguno de los convocantes tiene capacidad de garantizar que la convocatoria terminará pacíficamente y entre más tensiones y choques haya por vandalismo con el Esmad y la Policía, más riesgo tenemos de que pueda haber abusos o ciudadanos heridos”.

El lunes los problemas de orden público se reportaron en Cali, militarizada desde el viernes y donde persistieron los disturbios el martes.

Publicidad

Manifestantes aseguran que la fuerza pública abrió fuego contra civiles en la capital del Valle del Cauca, de 2,2 millones de habitantes.

Según la alcaldía local, cinco personas murieron y 33 fueron heridas en la noche de lunes. La Defensoría del Pueblo no ha corroborado estas cifras.

Las principales vías de la región fueron bloqueadas, causando desabastecimiento de gasolina y preocupación por el paso de camiones con oxígeno e insumos médicos en plena pandemia.

Y el defensor del Pueblo, Carlos Camargo, afirmó que un miembro de la entidad y otras cuatro personas fueron atacados por uniformados mientras asistían a detenidos en la urbe.

"Fueron objeto de amenazas por parte de agentes de la Policía Nacional, quienes dispararon en repetidas ocasiones al aire y al piso, tiraron granadas aturdidoras, los maltrataron verbalmente y les exigieron retirarse del lugar", precisó.

Convierta a Noticias Caracol en su fuente de noticias Convierta a Noticias Caracol en su fuente de noticias